miércoles, 5 de octubre de 2011

Benavente.

Situada sobre una colina en el centro de una gran llanura, esta ciudad se inscribe en la confluencia de dos zonas geográficas diferentes tanto física como económicamente, como son la Tierra de Campos y la de los valles regados por los ríos Esla, Tera y Órbigo. Este último pasa por la ciudad de Benavente.



Hospital de peregrinos de La Piedad. Fundado por el V conde de Benavente, Don Alonso Pimentel y su esposa, doña Ana de Herrera y Velasco. A ellos debemos la Torre del Caracol de castillo de Benavente


La fachada es una bella muestra del arte del primer Renacimiento español, pues aún mantiene bastantes influencias del gótico. En su cornisa superior lleva una inscripción realizada en minúsculas francesas o góticas, encima de él aparece un alto relieve que representa la escena de la Piedad. Remata el conjunto un frontispicio con una concha en el centro y candeleros. A ambos lados del altorrelieve de la Piedad se encuentran los blasones de los fundadores. La decoración es de simulación vegetal y las repisillas en que está acabado el recuadro recuerdan el estilo gótico.








Ayuntamiento.







Iglesia de Santa María de Azogue

Constituye el principal monumento artístico de Benavente, y está situada en el centro de la villa. Hacia ella se derraman o confluyen la calles más importantes. El inicio de su construcción se atribuye a la época de la repoblación de la ciudad por Fernando II, hacia 1180. 




Gran Teatro Reina Sofía. Este edificio data de 1928, siendo rehabilitado en 1991. Construido sobre las dependencias del antiguo Monasterio de Santo Domingo, del cual se conservan algunos restos.




Iglesia de San Juan del Mercado

La obra fue iniciada por doña Eldoncia, hija de los condes Osorio y Teresa, que en 1181 se encontraba en Benavente construyendo una iglesia, "de sillares de piedra cuadrados" con el consejo y la autoridad de la Orden del Hospital de San Juan.