viernes, 6 de marzo de 2015

Don Rodrigo de Vera y doña María de Contreras primeros señores de Hinojosa de la Sierra en Soria

El señorío de Hinojosa de la Sierra, SORIA

Don Rodrigo de Vera y doña María de Contreras primeros señores de Hinojosa

            A principios de siglo XV, Hinojosa de la Sierra, situada a unos 19 kilómetros de Soria, era aldea de esta ciudad. Situada alrededor de un altozano, en parte artificial, la vista de Hinojosa de la Sierra, presidida por su castillo, es impresionante. La población domina una gran vega regada por las aguas del río Duero cuyo control le dieron una importancia excepcional para el abastecimiento y la defensa de la ciudad de Soria. La circunstancias geográficas de Hinojosa son razones que explican los avatares que tuvieron lugar en torno a la concesión de su Señorío-cuya casa solariega es un espléndido palacio del siglo XVI, que nos da la bienvenida al llegar a la Villa. Es Hinojosa lugar que abre camino hacia la sierra junto a la laguna de Cebollera por los valles del río Tera y Razón y hacia el puerto de piqueras lo que invita visitar la ciudad celtibera de Numancia en los altos de Garray y ya puestos porqué no llegarnos hasta la propia ciudad de Soria.

            En el siglo XV la ciudad de Soria era señorío de doña María de Aragón, primera esposa del rey castellano Juan II. Por carta de donación dada en Valladolid el 10 de mayo de 1440 Hinojosa de la Sierra es separada del señorío de la jurisdicción de Soria de la que era aldea y dada por la reina Maria al aposentador del rey don Rodrigo de Vera “... ... en enmienda y rememoración de los muchos y leales servicios que nos avedes fecho y facedes de cada dia a el Rey mi señor y a mí,  del lugar que dicen Finoxosa de la Sierra, aldea de la mi ciudad de Soria que es en el Obispado de Osma y parte término con los lugares que dicen el Langosto y Vilviestre y Oteruelos y Pedrajas y Santervás y las Dombellas y Villar del Ala, del qual dicho lugar Finoxosa, vos fago merced donación con todos los vasallos que en el son y viven y serán y vivirán de aquí adelante para siempre jamás.”. Donación confirmada por el propio Juan II el 28 del mismo mes. Esta confirmación de señorío dará lugar a una disputa que durará cinco años entre don Rodrigo de Vera y el concejo de Soria, que no dispuesto a perder un enclave de la importancia de Hinojosa se queja ante su Señora. El Concejo consigue que la propia Reina anule la concesión mediante Carta Real dada en Tordesillas el 15 de febrero de 1444. Don Rodrigo protesta ante el Rey que revoca la anulación el 24 de abril de 1445. Revocación propiciada en parte por la inmediatez de la batalla de Olmedo[3] que obliga a Juan II a una política que sume adeptos a su causa cuando se va a enfrentar a la facción noble que se le opone a él y a su condestable don Álvaro de Luna, que como veremos es familia de la señora de Hinojosa. El concejo de Soria presenta nuevas quejas y destruye la horca que como signo de jurisdicción había levantado don Rodrigo de Vera. Juan II termina con esta situación condenando a los vecinos que deben recibir y acatar a don Rodrigo- “teniéndolo por su Señor y dueño de la villa”, según recoge la Real Carta dada en Matilla el 25 de junio de 1445. Don Rodrigo de Vera ya primer señor de Hinojosa y apenas pasados cinco años de la concesión del Señorío levanta el castillo como símbolo de su poder. Terminado hacia la década de los setenta, cien años más tarde será ya abandonado y los esfuerzos de los señores de Hinojosa se centran en la construcción de su casa-palacio.

          La figura de don Álvaro de Luna aparece ligada a la de los primeros señores de Hinojosa, y con importancia económica relevante en la construcción del Castillo. Podemos pensar en la influencia del Condestable don Álvaro de Luna para recompensar a don RodrigoVera con el señorío de Hinojosa ya que doña Maria de Contreras, esposa de don Rodrigo, y la sobrina de ésta, doña Elvira Gotor; heredera de su tía, pertenecen al igual que don Álvaro a la Casa de la familia Luna y Gotor.

Ademas, María de Vera- en las genealogías  Maria Teresa Perez de Gotor y Zapata pues por su abuela paterna pertenecía al linaje de los Alagón y Vera de Medrano y la madre de esta se llama María de Vera-  abuela paterna del padre del Condestable era tía abuela de don Rodrigo Martinez de Vera que será ayo y camarero mayor del infante don Enrique de Aragón y padre de Rodrigo de Vera, señor de Hinojosa

RUY MARTÍNEZ DE VERA, Señor de la villa de Rabanera en Soria, Comendador de Alcuesca, en la Orden de Santiago, ayo y camarero de Don Enrique, Infante de Aragón, Sicilia y Castilla, .  Don Enrique, Infante de Aragón, Sicilia y Castilla, es hijo de Fernando I de Aragón y de Leonor Urraca de Castilla. Padre de Rodrigo de Vera, aposentador del rey Juan II y Enrique IV, primer Señor de Hinojosa. Según los cronistas Salazar y López de Haro, padre, entre otros de Alonso García de Vera o Alonso de Vera

Fernando I de Aragón es tio paterno de Juan II de Castilla. 

María de Aragón (1403 - 1445), hija de Fernando I de Aragón casó con su primo hermano Juan II de Castilla. 

Juan II de Castilla es el padre de Isabel la Católica.  
Fernando I de Aragón es el abuelo paterno de Fernando El Católico



Blasco de Gotor, II señor de Gotor y I señor de Illueca en Zaragoza, casa con su pariente Sancha Gonzalez de Alagón Vera Medrano, hija de Miguel Pérez de Alagón. Padres dos hijos llamados Miguel, el mayorazgo llamado como su abuelo materno,  y Martín. Miguel casa con María Pérez Zapata y son los padres de  Maria de Vera o quien es Maria Perez de Gotor, señora de Illueca y Gotor.




El primer barón de Gotor y el primer barón de Illueca en 1250, lleva el nombre de Jaime de Gotor. Se casó con Elvira Roldán, hija de Martín Roldán y su esposa María López de Luna  y se convirtió en el progenitor de la familia con el apellido Gotor. Jaime de Gotor fue hijo del ultimo rey musulmán de Mallorca hasta que Jaime I de Aragón la reconquistó en 1229. Llevado a Aragón con tres años  fue bautizada con el nombre de su padre y su padrino de bautismo el rey Jaime.

Jaime de Gotor y Eva de Alagón, I señores de Gotor,  padres de Blasco de Gotor

Miguel Pérez de Alagón y María de Vera Medrano, padres de  Sancha de Alagón y Vera Medrano

Martín Roldán de Alagón y  María López de Luna son los padres de Eva de Alagón que recibe como dote un importante patrimonio de tierras y casas en la villa de Alagón que se cambian por el señorío de Gotor


Maria Teresa Perez de Gotor y Zapata- Maria de Vera- es hermana del abuelo de Ruy Martinez de Vera



El castillo de Hinojosa de la Sierra.

            Siguiendo a don Miguel Lasso de la Vega y López de Tejada, noveno marqués de Saltillo, consorte de doña Pilar González de Gregorio y Martínez de Tejada cuyo padre el primer conde de la Puebla de Valverde adquirió las propiedades de Hinojosa de la Sierra, la construcción del castillo, levantado por los primeros y segundos señores de Hinojosa, se extiende a lo largo de casi veinte años siendo las obras dirigidas por distintos canteros. Don Rodrigo de Vera murió hacia finales de 1471 cuando le faltaban a la construcción algunos remates. Situado sobre una loma próxima al Duero es el centro de la población, aunque en situación de ruina progresiva. A pesar de los esfuerzos y del capital invertido en su construcción, la residencia de los señores de Hinojosa será desde la segunda mitad del siglo XVII el palacio construido con las mismas piedras del castillo por don Cristóbal Hurtado de Mendoza Zúñiga y Beltrán de Ribera bisnieto de don Pedro Hurtado de Mendoza y de doña Mariana Carrillo de Toledo, terceros señores de Hinojosa de la Sierra. La fecha de terminación del Palacio, 1583, está grabada en uno de sus arcos.

            Como hemos apuntado don Álvaro de Luna, familia de doña María de Contreras, y el arzobispo de Toledo don Juan Martínez de Contreras; tío de doña María, propiciaron fondos para su construcción. Ésta se fue llevando a cabo según los primeros y segundos señores disponían de recursos, pero casi antes de terminar la construcción del castillo éste sería destruido.

JUAN MARTINEZ DE CONTRERASARZOBISPO DE TOLEDO. Descendía de la familia Suárez de Toledo, señores de Ajofrín
Natural de Riaza, Segovia, e hijo de Alvar de Rodas Contreras, Señor de Roa y sus casas, y de Maria Carrillo y Ajofrin, natural de Toledo de la nobilisimas Casas de Ajofrin y Carrillohija de Gómez Carrillo de Toledo. Ajofrin del partido de Orgaz.

            
Por don Juan Rodrigo, cura de San Esteban de Soria, conocemos algunas noticias sobre su construcción en tiempos de los primeros señores de Hinojosa... ... oyo decir que ladicha villa de Ynojosa auya auido Rrodrigo de Vera aposentador por merded del señor rrey don Juan… estando casado con la dicha Maria de Contreras… e que en lo que toca a la dicha fortaleza vio este testigo como estando casados los dichos Rrodrigo de Vera e doña Maria de Contreras como hedeficaron mucho en ella en que gastaron muchas quantias de maraveris e que oyo decir que la dicha fortaleza durante el dicho matrimonyo auyan fecho desde el primer cimiento e que para la començar a azer auyan desfecho dos yglesias e que a una de ellas se llamava San Nyculas. Don Rodrigo de Vera, a pesar de ser un importante personaje de la Corte de Juan II, no pertenecía a una familia de renombre y no contaba con heredades personales de importancia. Su mujer estaba bastante mejor emparentada como sabemos. La construcción del castillo siguió un ritmo regular mientras vivía don Álvaro de Luna; muerto en 1453. Después de la muerte del Condestable y la posterior de don Rodrigo Vera en 1471 la construcción dependió de recursos bastante reducidos.
            

En tiempos de la segunda señora de Hinojosa doña Elvira Gotor; sobrina de doña Maria de Contreras, y de su primer marido don Fernando de Pareja las obras continúan. ... ...” que el adelantado Mayor de Galicia Fernando de Pareja que vyno a la dicha villa con su muger doña Elvira de Gotor e que labraron en la dicha fortaleza e que hisyeron aquella barbacana e todo lo que estaba derribado salvo la torre de la dicha fortalesa de Hinojosa que este testigo anduuo sacando piedra de aquella casa e que labraron vnos vizcaynos canteros estando alli la dicha doña Elvira de Gotor”. Así se recogen algunos otros hechos conocidos en relación con la construcción de este castillo: ... ... “avn se acuerda que al que hizo la dicha fortaleza que se llamava Miguel cantero vesyno de Soria le oyo desyr como el auya fecho la dicha fortaleza con otros sus compañeros desde el primer cimiento fasta que se acabo e a este Miguel cantero le dieron cargo que derribase la dicha torre de la Ynojosa al tyenpo que le derribaron que ha mas de quarenta años e entonces se le oyo dezir al dicho Miguel cantero por que al tienpo que la començo a derribar esta que depone estava presente”... ...  “e vio que estava casi acavado quando falleció, Rodrigo de Vera, e que no quedavan por haser synon unos caracoles que hasyan en las esquinas”.
            

El castillo fue confiscado en 1475 por los Reyes Católicos a don Fernando Pareja, que habría perdido su influencia en la Corte al apoyar a la princesa doña Juana de Castilla y a su marido y tío el rey portugués Alfonso V durante la Guerra de Sucesión que los enfrenta a su tía la princesa doña Isabel por el trono de Castilla. Es devuelto a doña Elvira de Gotor en 1504, ya viuda de don Fernando de Pareja y casada en segundas nupcias con don Diego Hurtado de Mendoza, señor de Villasayas; de los poderosos Mendoza señores de tierras, gentes y pueblos en Soria-gran apoyo de la princesa Isabel-.

Doña Elvira Gotor segunda señora de Hinojosa de la Sierra.

El matrimonio de los primeros señores de Hinojosa no tuvo descendencia, pero si tuvo don Rodrigo un hijo natural llamado como él, que no puede heredar y lo sustituye el mismo don Rodrigo por su sobrino don Diego de Vera, hijo de su hermano Hernando; ya muerto. Pero ninguno de los dos será el segundo señor de Hinojosa. La titularidad del señorío pasa a doña Elvira de Gotor, sobrina y heredera de doña Maria de Contreras. Ella es la segunda señora de Hinojosa desde 1504; cuando la Chancillería de Granada resuelve a su favor el pleito que había iniciado en 1502 en contra de don Diego de Vera. Doña Elvira se considera en derecho al Señorío por la dote y arras que aportó su tía al matrimonio con don Rodrigo Vera, unido al acrecentamiento de bienes habidos durante dicho matrimonio de los que tenia derecho a la mitad. Era doña Elvira hija de Diego de Gotor, natural y alcaide de Escalona en Toledo. 

Álvaro de Luna era  señor de Escalona desde 1424 

Las tierras de Escalona y el castillo se convirtieron en el corazón del núcleo toledano de alas posesiones del Condestable. El territorio por él controlado se extendió por una ancha franja entre la Sierra y el Tajo. El ámbito señorial parte desde San Martín y llega hasta Arenas de San Pedro. El entorno físico está constituido por los valles del Tiétar y del Alberche. La situación geográfica permite dominar perfectamente la región toledana, sobre todo ante el amparo que da la Sierra de Gredos. La situación estratégica coloca el nuevo conjunto territorial en el límite entre las dos mesetas en su parte central. Además, gracias a los lazos familiares con su hermano, el arzobispo de Toledo, casi siempre logró tener bajo su control el extenso territorio talaverano. Por lo tanto, don Álvaro de Luna consiguió el pilar territorial que sustentaría su supremacía político-militar. Una serie de castillos y recintos amurallados, formando una complica-da red de puntos fortificados, serán la imagen omnipresente de la figura delCondestable. Algunos de estos estaban arruinados o no se adaptaban a las nuevas necesidades de la guerra. Así, don Álvaro de Luna construyó los castillos de San Silvestre y Maqueda y remozó los de La Adrada, Arenas de San Pedro,  El Colmenar, San Martín de Valdeiglesias, Alamín, Castillo de Bayuela, Mombeltrán y San Vicente. Sin embargo, ninguno de los mencionados llegó a alcanzar el significado conseguido en el de Escalona. Mientras aquellos eran simples bastiones que confirmaban el poder de un valido, éste fue el verdadero punto neurálgico que sustentó todo el sistema.




Muerto Vera sin hijos legítimos, instituyó heredero a su hijo bastardo, «nascido de da- ñado ayuntamiento»

            Doña Maria Contreras es asesinada en su castillo de Hinojosa en 1473, dos años después de la muerte de su esposo, por el hijo bastardo de éste. ... ... e sallido de la dicha villa de Hinojosa e de su fortaleza el dicho Rrodrigo de Vera el moço…......dende a dos años poco mas o menos tiempo que el dicho Rrodrigo de Vera aposentador falleció… vino (noticia)… como quatro o cinco Rroderigos auyan muerto a la dicha doña Marya de Contreras en que heran Rrodrigo de Vera el moço e Rrodrigo la Liçana e Rrodrigo de la Fuente e otro Rrodriguillo el moço… e la auyan robado quanto estava en la dicha fortaleza e se auyan alçado con ella e que la andavan para vender al adelantado Pedro Lopez de Padilla señor de Canatañazor… e que dende a pocos dyas vio como se movio la dicha cibdad de Soria e su tyerra para yr sobre ellos e ansy fueron a la dicha fortaleza de la Ynojosa e la cercaron e derribaron la mayor parte de la dicha fortaleza…. ... 

Los asesinos de doña María no se limitaron a terminar con su vida, también saquearon el castillo, apropiándose de él y queriendo venderlo al señor de Calatañazor. La ciudad de Soria acaba con esta situación, ataca la fortaleza y la derriba en su mayor parte. La razón que explica la conducta de Rodrigo de Vera “el Mozo”, hijo natural del Aposentador, la encontramos al saber que no hereda como esperaba a su padre a lo que se suma que su madrastra es designada como su curadora-tutora lo que provocó su ira y el asesinato de doña María. El 8 de enero de 1474, Rodrigo se conformó con la repartición de la herencia de su padre con doña Elvira y su marido; éstos se quedan la posesión de Hinojosa y Rodrigo es además perdonado de los hechos cometidos por Enrique IV.
            

La sobrina de doña Maria Contreras y segunda señora de Hinojosa, doña Elvira Gotor casa, en primeras nupcias con el adelantado mayor de Galicia don Fernando de Pareja. Padres de doña María de Zúñiga, tercera señora de Hinojosa. Viuda doña Elvira casa en 1481 con don Diego Hurtado de Mendoza señor de Villasayas, hijo segundo del V señor de Almazán y IV de Monteagudo de las Vicarias. Don Diego había estado casado en primeras nupcias con doña Catalina Montoya. Era doña Catalina hija natural del renombrado don Pedro García de Montoya, “que antes se llamaba de Huete”; obispo de Osma entre los años 1454 y 1474. Es don Pedro gran mecenas en El Burgo de Osma a quien la Villa debe su recinto amurallado, construido a partir de 1468, y un primer Hospital levantado intramuros y denominado de San Agustín, como el actual ya a extramuros y del siglo XVII, y la denominada Arca de la Misericordia para alivio de enfermos y remedio de menesterosos. Don Diego y doña Catalina tuvieron varios hijos, entre ellos, don Pedro Hurtado de Mendoza que casa con doña María de Zúñiga hija del primer matrimonio de su madrastra. Vemos así como doña Elvira Gotor y don Diego Hurtado de Mendoza casan a los descendientes habidos de su anterior matrimonio.






Podemos llegar a Hinojosa desde la ciudad de Soria siguiendo la carretera N-234 hacia Salas de los Infantes dirección El Royo, pasando Valonsadero. Hinojosa de la Sierra nos abre el camino hacia los valles de los ríos Tera y Razón.


Los Gotor fueron una de las familias nobles más destacadas del reino de Aragón; con origen en el converso rey de Mallorca. Emparentada en Aragón con los poderosos señores de Luna y con los Zapata- luego condes de Barajas desde 1575- y en Castilla con los Albornoz y los Carrillo. Así, el Condestable es nieto natural de Juan Martínez de Luna y Gotor Zapata. Su padre pertenecía al linaje de los señores de Luna, que se remonta a principios del siglo XI con origen en el rey Sancho III de Navarra y Castilla. Juan Martínez de Luna y Gotor que se titula II señor de Illueca; herencia de su padre, y barón de Gotor; herencia de su madre junto con Valtorres y Vilueña; en Zaragoza, I señor de Alfaro, Jubera y Cornago; en La Rioja, así como de Cañete en Cuenca casa en estas tierras con su pariente; prima en tercer grado, Teresa Albornoz -hija del V señor de Albornoz-. Juan Martínez de Luna y Gotor es hermano del Papa Luna. Gómez Carrillo casado con Urraca Albornoz, tía-abuela del Condestable, es ayo de Juan II y será el quien introduzca al joven Álvaro en la Corte. En Cañete nace Álvaro de Luna, 1390-1453, fruto de los amores de su padre, Álvaro Martínez de Luna y Albornoz con la conversa Maria Fernández de Járaba, hija del alcaide de la fortaleza de Cañete.

Jerónimo Zurita cuenta en sus Anales de la Corona de Aragón que, tras la conquista de Mallorca por Jaime I el Conquistador en 1229, el rey aragonés adoptó al hijo y sucesor del último rey musulmán de Mallorca, Said ben Alhakem, cuidó de su educación, apadrinó su bautizo en La Seo de Zaragoza, le dio su nombre y concertó su matrimonio con Eva de Alagón y Luna, hija de Martín Roldán y de María López de Luna, y nieta de Roldán del linaje de Alagón. El rey concedió a Jaime y a Eva la baronía de Gotor, según un documento de 1250. Su hijo se llamó Blasco de Gotor, que recibió de Jaime I el señorío de Illueca, a cambio de las heredades maternas en Alagón. Fue padre de Miguel Pérez de Gotor, a quien Pedro III le desposeyó de sus señoríos, que le restituyó Alfonso III. Su esposa María Pérez Zapata le aportó los lugares de La Vilueña y Valtorres. Los señoríos de Gotor e Illueca eran perpetuos, según un documento de 1315, con la obligación de aportar dos caballos armados al rey. Le sucedió su hija María Pérez de Gotor y Zapata, que casó con Juan Martínez de Luna, segundón de la casa de Almonacid, padres de Pedro Martínez de Luna, Benedicto XIII. Pedro Garcés de Cariñena, cubiculario o servidor de Benedicto XIII, silenció los ascendientes musulmanes de la familia materna de Pedro Martínez de Luna. 

El primogénito de Juan Martínez de Luna y María Pérez de Gotor y Zapata se llamó Juan, y fue señor de Alfaro, Jubera, Cornago y Cañete. Pasó bastante tiempo en tierras castellanas, al servicio del rey Enrique II. Casó con Teresa de Urrea y luego con Teresa de Albornoz. Abuelos del Condestable