martes, 14 de abril de 2015

Plaza del Palau. La Barceloneta. Barcelona


Desde el parque de La Ciudadela a la Plaza del Palau





Durante la época medieval se configuró como centro de intercambios comerciales de primer orden, construyéndose en ella diversas edificaciones de carácter eminentemente comercial como:
  • La Casa de la Lonja de Mar (1383).
  • La Casa del General (siglo XV).
  • El Hala dels Draps (siglo XIV).
  • La Armería (Arsenal).
  • La Aduana (siglo XV).
  • El Consulado del Mar (siglo XV).




El Pla de Palau fue en la antigüedad la plaza principal de la Barcelona comercial debido a que era la puerta de entrada de todo aquello que venía a través del mar, ya fuesen mercancías o personas. De hecho era la plaza que daba al único acceso que se tenía a la ciudad desde el puerto, a través del portal de Mar.






Delegación del Gobierno. Antigua aduana

El edificio, de estilo neoclásico, fue construido como aduana entre 1790 y 1792 por el conde de Roncali. En 1902 cambió su función para convertirse en sede del Gobierno Civil, que con la llegada de la democracia se transformó en Delegación del Gobierno. Posteriormente la sede de la Delegación del Gobierno en Cataluña se trasladó al Palacio Montaner, en el distrito del Ensanche, quedando aquí unas pocas oficinas.







El nombre de la plaza viene del Palacio del Virrey, originado en el Portal del Forment, un espacio porticado que servía de depósito de trigo, construido entre 1387 y 1389; en 1444 fue reedificado y destinado a lonja de paños, siendo conocido entonces como Hala dels Draps; también cumplía otras funciones, como la de aduana. Entre 1514 y 1608 se le añadió un piso superior, que servía de arsenal. Entre 1668 y 1688 se construyó el nuevo palacio destinado a los virreyes de Cataluña, con un proyecto de Fray Josep de la Concepció. Tras el decreto de Nueva Planta, en que fue abolido el cargo de virrey, el palacio pasó a ser residencia de los capitanes generales de Cataluña

Durante el siglo XVII el Hala dels Draps se convirtió en el Palacio del Virrey, reformado nuevamente en 1846, fecha en que pasó a ser Palacio Real, hasta que fue destruido por un incendio en 1875. Del mencionado edificio es de donde procede el nombre de la plaza.

En 1771 se construyó una nueva fachada, diseñada por el conde de Roncali, en estilo neoclásico. El edificio fue reformado nuevamente en 1846 en ocasión de una visita de Isabel II, fecha en que pasó a ser Palacio Real, hasta que fue destruido por un incendio en 1875.


Estación de Francia










La Lonja de Barcelona Lonja de Mar. Antiguamente era lugar de reunión de los mercaderes de la ciudad, y estaba destinado a la contratación. El edificio neoclásico actual del siglo XVIII es el sucesor de otras construcciones más antiguas como el antiguo edificio medieval, una de las mejores construcciones del gótico civil en doble planta del Mediterráneo.

La construcción tiene una altura de 22 metros y sus fachadas están rematadas por 4 frontones cuya importancia señala la de la calle por la que se accede --o la importancia que tenía en la época de construcción: al inaugurarse, no existía aún el Paseo de Isabel II, ocupado por la Muralla de Mar.
Destaca de la época medieval el Salón de la Contratación, una gran sala de 14 metros de altura, con 4 columnas y 6 arcos que sostienen los forjados de madera del piso superior. Se pueden observar en las enjutas de los arcos los escudos del rey y de la ciudad alternados, ya que la construcción del edificio fue impulsada por Pedro IV de Aragón y el Consejo de Ciento.
El edificio moderno es la obra más importante del neoclasicismo en Barcelona. Destaca en el tratamiento de las fachadas, el patio y la espléndida escalera, con un trabajo modélico de estereotomía de la piedra. Algunas de las salas de la planta noble mantienen la decoración del momento y conservan numerosas obras de arte. Entre ellas destaca, en el Salón Dorado, la escultura Lucrecia, de Damià Campeny, una de las grandes obras de la escultura neoclásica europea.
El edificio ha sido sede del Consulado del Mar y de la Real Junta Particular de Comercio de Barcelona, entre otras instituciones. Actualmente es la sede corporativa de la Cámara Oficial de Comercio, Industria y Navegación de Barcelona.
Aloja, en las plantas superiores, la Real Academia Catalana de Bellas Artes de San Jorge, con un importante museo de obras de arte, especialmente de los siglos XVIII y XIX.


Por el paseo de Isabel II  vamos hacia el Puerto





La estatua de Colon y Montjuic

 Fuente del Genio Catalán