miércoles, 10 de junio de 2015

Isabel Sánchez de Leiva, abadesa del monasterio de Nuestra Señora del Valle de Fuencaliente

Isabel Sánchez de Leiva, hija de Juan Martínez Leiva,  fue abadesa del Monasterio de Nuestra Señora del Valle de Fuencaliente, Soria. Fuencaliente del Burgo

Fue señora eclesiástica en el solar de Quemada en Burgos.

En 1366, se hizo efectiva la venta de Quemada por la Iglesia al concejo de Aranda de Duero, previa autorización de la Abadesa de Las Huelgas, por un importe 80.000 maravedíes.

Isabel Sánchez de Leiva al morir su padre, heredó sus estados y sus bienes, entre ellos la propiedad y señorío de Quemada junto a Aranda de Duero, Burgos, que en virtud de la profesión religiosa de D. a Isabel entraron en poder del monasterio. Mas considerando la Abadesa con las demás monjas la conveniencia de trocar esta posesión por otras más ventajosas al monasterio, trató sobre la venta de ella con el Concejo de Aranda, y en efecto en la era 1404/que es el año del Salvador 1366, con autorización de la Abadesa de las Huelgas, de quien dependía la comunidad de Fuencaliente, vendió por la cuantía de ochenta mil maravedís de la moneda entonces corriente, que hacía cada maravedí diez dineros, toda la dicha propiedad de Quemada con sus casas e solares, poblados e por poblar, e con sus términos, e montes e prados e pastos, e heredades labradas e por labrar, e ríos, e moleos, e huertas, e con todos árboles de fruto levar e non levar, e con ríos corrientes e non corrientes e con todo el señorío cevil e criminal, e pechos e derechos segund que mejor e más cumplidamente a ella psrtesnecían

No parece quedó muy firme este contrato, acaso por falta de autorización pontificia, cuando en el año 1396 tuvo necesidad de nueva revisión y confirmación por parte del Reformador de la Orden Cisterciense, el Br. Fr. García, quien no accedió a prestar dicha confirmación sino a base de un sobreprecio de otros catorce mil seiscientos maravedís, que, para retener la propiedad y señorío de su nueva aldea, hubo de afrontar en favor del monasterio el Municipio de Aranda.



Juan Martínez de Leiva, hijo de Sancho, casa con una Avellaneda. Le hizo matar don Juan Manuel en el año 1312. Padres de otro Juan Martínez de Leiva padre de Isabel Sánchez de Leiva,

La denominación, y apellido de Leyva viene de la posesión que los de esta familia tuvieron de la Villa de Leyva en la Rioja 


Martín Ruiz de Leiva, Señor de Leiva, Embajador en Granada, padre de

Sancho Martínez de Leiva, estuvo en las Navas de Tolosa, padre de

Martín Ruiz de Leiva, padre de

Sancho Martínez de Leiva, Señor de Leiva, Ricohombre, Adelantado, Guarda y Merino Mayor, padre de

Juan Martínez de Leiva, Señor de Leiva, Baños y otros lugares. Le hizo matar Don Juan Manuel. Casó con señora de la familia de Avellaneda, siendo padres de

Juan Martínez de Leiva, Señor de Leiva y demás estados de su casa, Ricohombre, Adelantado y Merino Mayor y Embajador en Avignón, muerto en Algeciras en 1343. Casado en segundas nupcias con Urraca Ponce de León, en la que tuvo a

Sancho Martínez de Leiva, llamado “brazo de hierro”, Señor de Leiva, Baños y demás estados de su casa. Casó con Isabel, hija de Eduardo III de Inglaterra, en la que tuvo a

Juana García de Leiva, casada con Diego López de Zúñiga

Diego López de Zúñiga (Castañares, Burgos, ca. 1350 – Valladolid, noviembre de 1417) fue un noble, ricohombre de Castilla y Navarra, señor de Zúñiga y Mendavía en Navarra, de Béjar y Castella en Castilla, señor de Baides, Bañares, Curiel, Grañón, Monterrey y otras villas más, consejero de los reyes de Castilla y León Juan I de Castilla , Enrique III de Castilla y Juan II de Castilla , alguacil mayor de Castilla y León, justicia mayor con poderes extraordinarios de Castilla y León desde el reinado de Enrique III, co-regente durante las minorías de edad de los reyes Enrique III y Juan II.

Diego se casó con Juana García de Leiva, señora de Villavaquerín, hija de Juan Martínez de Leiva y de María Díaz de Cevallos, además era nieta materna del señor Diego Gutiérrez de Cevallos, XIV almirante mayor de Castilla desde 1303, y supuesta bisnieta paterna de Sancho Martínez de Leiva "el Brazo de Hierro", vasallo de los reyes de Castilla y de Inglaterra, y de su esposa la princesa Isabel, hija del rey Eduardo III de Inglaterra. Las capitulaciones matrimoniales y la escritura de dote dado por los reyes de Castilla, Pedro I, y de Navarra, Carlos II, fueron otorgadas en 1369. Diego tuvo en su matrimonio con Juana cinco varones y tres mujeres y en otras señoras tres varones bastardos. Diego creó mayorazgos para todos sus hijos varones, inclusive para sus bastardos.

En noviembre de 1417 fallece en su palacio de Valladolid Diego López de Estúñiga, señor de Béjar y Monterrey en SalamancaBaides en Guadalajara Bañares, en La RiojaZúñiga y Mendavia en Navarra y otras villas más.