martes, 3 de julio de 2018

Monasterio de Rila. Bulgaria

El Monasterio de Rila fue fundado en el siglo X por San Juan de Rila conocido como Iván Rilski, un ermitaño, canonizado por la Iglesia Ortodoxa

El monasterio está situado en las Montañas Rila, a más o menos a 120 kilómetros de la capital, Sofía

En un sitio espectacular en el profundo valle del río Rilski.

Iván Rilski se retiró como ermitaño a las montañas de la cordillera de Rila. Su hagiografía cuenta que vivió santamente en el hueco de un árbol tallado en forma de ataúd pronto se extendió su fama de santidad y acudieron en su compañía otras personas que querían seguir su ejemplo. Al final de su vida fundó el monasterio para albergar a todos estos monjes ermitaños.

La tumba de San Juan de Rila se convirtió en un sitio sagrado y el primitivo monasterio fue transformándose en un complejo mayor. Desempeñó un papel importante en la vida espiritual y social de la Bulgaria medieval. Parcialmente destruido por un incendio a principios del siglo XIX, fue reconstruido entre 1834 y 1862, aunque los edificios más antiguos que lograron sobrevivir el fuego no fueron alterados.

El monumento es un ejemplo característico del Despertar nacional búlgaro (del siglo XVIII al siglo XIX) y simboliza el sentimiento de identidad cultural eslavita después de siglos de ocupación por el Imperio Otomano. 

El monasterio fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1983.