viernes, 4 de marzo de 2016

Un alcarreño, Juan Bautista Loperráez Corvalán


El canónigo Juan Bautista Loperráez diseña un  Plan para el arreglo del Archivo Capitular de la catedral de Cuenca al no llevarse a cabo el ideado por el padre Domingo  Ibarreta, que fuera abad  del Monasterio de Santo Domingo de Silos.

El benedictino Domingo de Ibarreta era natural de Pedroso, en La Rioja, y abad de Silos durante el quinquenio de 1753 a 1757, donde había tomado el hábito en noviembre de 1725.

Juan Bautista Loperráez Corvalán (Pareja1736 - ?, 1804) un historiador y clérigo. Canónigo de Cuenca, miembro de la Real Academia de la Historia y destinado en la Catedral de Osma.
  • Descripción histórica de la diócesis de Osma (Madrid, 1788)
  • Coleccion diplomática citada en la descripción histórica del Obispado de Osma (Madrid, 1788)
 
Se supone que estudió en Alcalá, alcanzando el puesto de canónigo en la catedral de Cuenca y el cargo honorario de Inquisidor del Santo Oficio en dicha ciudad. Anteriormente había estado como clérigo en la diócesis de Osma, acompañando al prelado de la misma Calderón y Lázaro.

Madrid, 3 de Septiembre de 1782. Su Majestad nombra canónigo de la Catedral de Cuenca a Juan Bautista Loperráez.

Fue nombrado académico correspondiente de la Real de Historia en septiembre de 1755. En su toma de posesión, leyó un Discurso relativo a diversos temas arqueológicos relacionado con Numancia, que se conserva manuscrito en la Academia de la Historia de Madrid. 

El canónigo conquense Juan Bautista Loperráez Corvalán es el gran historiador del obispado de Osma.  

Canónigo de la catedral de Cuenca desde septiembre de 1782. Estaba en Madrid donde se relacionaba con miembros de la Real Academia de la Historia y consiguió que esta institución le admitiese en 1775 como correspondiente, para pasar años después, en 1779, a ser nombrado supernumerario, coincidiendo en esta promoción con fray Domingo de Ibarreta.

Canónigo de la Catedral de Cuenca, el Cabildo puso bajo su responsabilidad el cuidado de los documentos del Archivo.  Junto con el racionero Cabrejas, elaboró en 1789  un Plan para el arreglo del archivo de la Santa Iglesia de Cuenca con el que pretendían llevar a cabo la fase técnica de clasificación y ordenación que el archivo necesitaba. Apenas se puso en práctica. 

En 1792, el Cabildo busca los servicios de un técnico foráneo que colaborase con los autores del Plan de Loperráez. Se quiere que venga hasta Cuenca quien en el convento santiaguista de Uclés está realizando operaciones de archivero. Parece ser  este Juan Antonio Fernández,  de gran prestigio en el mundo de la archivista del siglo XVIII, que realizó un magnífico trabajo en Uclés. Pero el el archivero de Uclés no llega a venir a Cuenca.

Será en 1892 cuando el Cabildo de Cuenca tomó la decisión de sacar a oposición una canonjía a la que, por primera vez, se le incorpora el cargo de archivero y se exigen conocimientos técnicos relacionados con las funciones que ha de desempeñar, mencionando en el edicto de convocatoria expresamente los de Paleografía. Apenas un esperanzador repunte de nuevo truncado en los años treinta del pasado siglo XX que, sin duda, condicionó un nuevo letargo, del que no despertó hasta los años ochenta, cuando se llevó a cabo una profunda rehabilitación del edificio y se comenzó la reorganización del fondo documental que, aunque lentamente, sigue en marcha.



Pueblos de Obispado de Osma, según  Juan Bautista Loperráez Corvalán


Domina á la villa de Ucero un fuerte castillo con sus valuarles y torreones, que también es de la Dignidad Episcopal de Osma. 

Se halla en este Arciprestazgo el Monasterio de Gerónimos, llamado de Espeja por estar cerca del lugar de este nombre, fundado por D . Pedro Fernandez
de Frías, Cardenal de la santa Iglesia Romana, y Obispo de Osma , por los años de mil quatrocientos cincuenta y dos. Su sitio está en un despoblado al principio de una vega: el edificio es muy bueno, y con especialidad la Iglesia, Sacristía y Relicario. Han sido bienhechores de este Monasterio los Señores de la casa y apellido de Avellaneda. Construyeron estos la capilla mayor y su crucero donde dotaron sus entierros. 

Pero quien mas se distinguió fué  Diego de Avellaneda por la mucha inclinación
que tuvo al Convento. Este fué primero Provisor de Osma por los años de mil quinientos y nueve, siendo Obispo  Alonso Enríquez; y cediendo en él
la ermita de nuestra Señora de Castro, que está sita quasi en medio del sitio de la antigua Clunia , el Licenciado Juan García de Peñaranda, y habiendo hecho
en ella diferentes obras, la dio al Monasterio de Espeja, con todas sus heredades, por escritura que otorgó el año de mil quinientos y doce,de la que tomó la posesión el Convento en el de mil quinientos y catorce después
llegó Diego de Peñaranda a ser Presidente de la Real ChancillerÍa de Granada , y Obispo de Tuy y habiendo recaído en él los estados principales de la casa el año de mil quinientos veinte y quatro por muerte de su hermano Francisco de Zúñiga y Avellaneda, tercer Conde de Miranda, y Virrey de Navarra, adquirió el patronato del Monasterio en el año de mil quinientos veinte y cinco, de que se otorgó escritura, dexándolo por su última disposición á Bernardino González de Avellaneda Señor del lugar de Valverde en este Obispado, su primo hermano, para sí y sus sucesores que gozan actualmente. Continuó  Don  Bernardino sus favores al Monasterio luego que recayeron en él los estados tomó á su cuidado el aumentar sus rentas y la fábrica,  hizo la capilla mayor de la Iglesia, donde están enterrados principalísimos Caballeros de este linage en suntuosos sepulcros de jaspe y alabastro. 

A la entrada de la Sacristía, en el brazo del crucero, al lado de la epístola, está la estatua de don diego de Avellaneda como Caballero armado puesto de rodillas, todo de mármol , con escudero detrás que le tiene el
morrión , donde se vé también el escudo de sus armas, que son dos lobos cebados con dos corderos; blasón de la casa de Haro y Señores de Vizcaya, y en el otro campo un castillo con cinco perros por orla del escudo; y al pie del sepulcro tiene la inscripción siguiente:

AQUÍ YAC E E L NOBL E CABALLER O DIEG O D E AVELLANED A , Y SU MUGE R DON A ISABE L PROAJíO.

En el correspondiente brazo del crucero, al lado del evangelio, hay otro sepulcro de la misma suerte que el antecedente, con una muerte de piedra de alabastro
sobre unos almohadones , y en el friso del arco una cruz grande de Santiago, con el epitafio siguiente:

AQUÍ YAC E D. LOPE DE AVELLANEDA ,
COMENDADOR D E AGUILAREJO, GENTIL HOMB
RE D E SU MAGESTA D , Y SU VEHEDOR GENERA
L E N L A ARMAD A D E VIZCAYA . FA -
LLECIÓ A II. D E OCTUBRE DE MDLXXXVI .

 En el presbiterio de la capilla mayor , al lado
del evangelio , hay otro sepulcro de buena arquitectura
, con su arco labrado , columnas y basas con las virtudes
de baxo relieve , y dentro del arco la estatua de
un Obispo vestido de pontifical, con su mitra y guantes,
puesto de rodillas delante de un reclinatorio : mas adentro
se ven los bultos que parecen ser de Santa Catalina
Mártir, y S. Juan Evangelista, y detrás del Obispo
el de un Sacerdote con su sobrepelliz , que le tiene
el báculo : las armas del escudo, dividido por mitad,
son en un campo dos lobos cebados , y en el otro trece
róeles , orleado todo el escudo con siete aspas, y al pie
la inscripción siguiente:
AQUÍ ESTA SEPULTADO E L ILUSTRE R. S.
D. DIEGO D E AVELLANED A , OBISPO D E TU Y ,
Y PRESIDENTE D E GRANADA . FALLECIÓ E L
AÑO MDXXXVIT.

 A un lado y otro del presbiterio hay dos balcones dorados por donde pueden oír Misa desde su quarto los Condes de Castrillo , por estar contiguo á dicha capilla
un regular palacio , que debaxo de él y el presbiterio de la capilla mayor tienen bóveda para los entierros de los patronos y sus hijos , entrándose en ella por la
antesacristía al rededor de la capilla mayor , y en el friso de la cornisa hay escrita una memoria de letras mayúsculas dadas de negro , que dice lo siguiente

ESTA CAPILL A Y CRUCERO D E L A REJA
ADENTRO , DOTO , REEDIFICO , Y ACAB O D E
B E L OBISPAD O D E OSMA . 
SUS PROPIOS BIENES E L ILUSTR E D . DIEG O D E
AVELLANEDA , OBISPO D E TUY, Y PRESIDEN -
T E D E L A REA L CNANCILLERÍA D E GRANA -
D A SON PATRONO S ÚNICOS E L EXMO . SEÑOR
COND E D E CASTRILL O , VIRRE Y Y CAPITÁ N
GENERA L DE L REYN O D E NAVARR A , Y SUS
SUCESORES PERPETUAMENT E E N S U CAS A Y
MAYORAZGO . ACABÓSE EST A OBR A AÑ O
MDCXXVII L

También parece fué bienhechor de este Monasterio, según resulta de memorias,  Bernardino de Avellaneda. Consérvase aún en su Iglesia el estandarte
de la Capitana que dio á ella con las armas Reales, entre las virtudes de la fé y la esperanza; y mas abaxo las armas de su casa , que son dichos dos lobos y trece róeles con esta letra por corona y timbre, atribuyendo todas sus buenas acciones y sucesos prósperos á la mano poderosa de Dios. A l otro lado del
estandarte está Santiago á caballo con espada en mano, y muchos despojos militares á los pies por trofeo; y enfrente se hallaba escrito en la pared pocos años hace lo siguiente :
PAR A MEMORI A DE L ILUSTR E D . BER -
NARDIN O D E AVELLANED A , CABALLER O DE L
ABIT O D E CALATRAV A , Y COMENDADO R E N
S U ORDEN , GENTI L HOMBR E D E S. M . VIRRE Y
D E NAVARR A , ASISTENT E D E SEVILL A , CA -
PITÁ N GENERA L D E LA S GALERA S D E ESPAÑA,
Y PRIME R COND E D E CASTRILLO .

NADA QUEDO DE TODO LO DESCRITO 

Una legua de este Monasterio á su norte, en los términos de los lugares de Espeja y Espejón, hay unas famosas canteras de jaspe, bien conocidas por la
mucha piedra que se ha sacado de ellas para la Corte, Sitios Reales, y varias Iglesias de España. 

Habiéndose descubierto otras nuevamente de los colores encarnado
y pajizo , con motivo de las obras de la Catedral del Burgo, en los términos de los lugares de Cantalucia y Ucero , muy proporcionadas para sacar piezas grandes, y admitir pulimento.