jueves, 26 de septiembre de 2013

Torres de Albarracín. Teruel




Iglesia Parroquial de San Miguel

Edificio construido en el siglo XVII en mampostería de rodeno. Cuenta con tres naves y se cubre la nave central con bóveda de medio cañón con lunetos. El crucero se cubre con bóveda vaída y las naves laterales con bóveda de arista. Tiene coro alto a los pies. Destacan en el interior los pilares con forma abombada y capitel corintio. La torre situada a los pies cuenta con tres cuerpos siendo los dos inferiores de planta cuadrada y el superior de planta octogonal. Se cubre la torre con un chapitel piramidal.

Ermita de San Roque

Ermita de planta rectangular con una sola nave realizada de mampostería revocada. El armazón de la cubierta, que es de doble vertiente, está realizado con la técnica de par y nudillo. La portada es simple adintelada.

Casona Villarejo

Casa solariega de planta rectangular. Cuenta con cuatro plantas y esta anexa a la iglesia. Presenta abundantes vanos de distinto tamaño y factura. En la fachada sur tiene un solanar.

Ferrería de Torres de Albarracín

Fue construida por la Comunidad de Albarracín en el año 1648. Se realizó un azud y una acequia para llevar el agua necesaria al lavadero de mineral y a las ruedas hidráulicas. Funcionó hasta mediados del siglo XIX, convirtiéndose más tarde en fabrica de luz. De la ferrería original no queda maquinaria, pero en las inmediaciones se conserva un gran escorial de restos de fundición


Torres de Albarracín se ubica en plena Sierra de Albarracín, en el valle del río Guadalaviar. Entre sus paisajes se encuentran una extensa huerta, sabinares y grandes pinares. En cuanto a patrimonio geológico, destaca un afloramiento de areniscas de rodeno al norte del casco urbano, con sus características torres, callejones y formas redondeadas. Son varios los árboles singulares y monumentales que se conservan en el término de Torres de Albarracín.