jueves, 29 de octubre de 2015

Berengaria de Castilla.

Alfonso VIII casa en septiembre de 1170 en Burgos con Leonor Plantagenet, hija de Enrique II de Inglaterra y de Leonor de Aquitania. El matrimonio se efectuó cuando los contrayentes tenían 14 y 10 años, respectivamente.
La influencia política y cultural de la reina fue notable.
La pareja tuvo diez hijos de los que quede constancia documental, aunque es probable la existencia de otros hijos no documentados sobre todo dado que hay años en los cuales no se recoge ningún nacimiento teniendo en cuenta que los nacimientos de la pareja se produce cada poco tiempo. La aparición de restos óseos en las tumbas reales pueden avalar esa tesis, en concreto al menos dos.
  • Berenguela (Segovia, 1 de junio/julio de 1179 o 1180-Monasterio de las Huelgas, 8 de noviembre de 1246), reina de Castilla y esposa de Alfonso IX de León. Su lugar de nacimiento pudo ser el castillo de Burgos en cerro de san Miguel en el año 1180.


Es la hija primogénita del rey castellano Alfonso VIII y de su esposa, Leonor de Inglaterra, fundadores del Monasterio de las Huelgas.



Durante los primeros años de su vida, Berenguela fue la heredera nominal al trono castellano, pues los infantes nacidos posteriormente no habían sobrevivido; esto la convierte en un partido muy deseado en toda Europa.

Al morir Alfonso VIII en 1214, heredó la corona el joven infante Enrique que tan sólo contaba con diez años de edad, por lo que se abrió un período de regencia, primero bajo la madre de rey, que duró exactamente veinticuatro días, hasta su muerte; y luego bajo la de su hermana Berenguela.

Enrique falleció el 6 de junio de 1217 después de recibir una herida en la cabeza de una teja que se desprendió accidentalmente cuando se encontraba jugando con otros niños en el palacio del obispo de Palencia. Esto hizo que el trono de Castilla pasara a Berenguela, quien el 2 de julio hizo la cesión del trono en favor de su hijo Fernando nacido en 1201.

  • Sancho (5 de abril de 1181-9 de julio de 1181), el primer hijo varón que falleció con tres meses de edad;
  • Sancha (1182-1184). Su última aparición en la documentación fue en el año 1184. Está enterrada en el panteón familiar en el Monasterio de las Huelgas. 
  • Urraca (1186–2 de noviembre de 1220), reina consorte por su matrimonio en 1211 con Alfonso II de Portugal;
  • Blanca (Palencia, 1188–Melun, 1252). Fue reina consorte de Francia por su matrimonio en 1200 con Luis VIII y fundadora del monasterio de monjas cistercienses de Maubuisson.
  • Fernando (Cuenca, 29 de noviembre de 1189–Madrid, 14 de octubre de 1211), heredero;
  • Mafalda de Castilla (Plasencia, 1191-Salamanca 1204);
  • Leonor(c. 1190–1244), reina consorte de Aragón por su matrimonio en 1221 con Jaime I de Aragón;
  • Constanza de Castilla (m. 2 de enero de 1243), señora del monasterio cisterciense de Santa María la Real de Las Huelgas en Burgos;
  • Enrique (14 de abril de 1204–Palencia, 1217), sucesor de Alfonso VIII, con el nombre de Enrique I. Enterrado en el monasterio de Las Huelgas

En 1197, Berenguela se casó en la ciudad de Valladolid con el rey de León Alfonso IX, pariente suyo en tercer grado. De este matrimonio nacieron cinco hijos.
  • Leonor de León (m. 1202), que murió en la infancia;
  • Constanza (m. 1242),16 monja en el Monasterio de Santa María la Real de Las Huelgas en Burgos como su tía materna también llamada Constanza.
  • Fernando (1201-1252), futuro rey de Castilla y de León con el nombre de Fernando III;
  • Alfonso (1202-1272), señor de Molina y Mesa por su primer matrimonio con Mafalda González de Lara. Su segundo matrimonio fue con Teresa González de Lara, y el tercero con Mayor Alfonso de Meneses. De este último enlace nacería María de Molina, esposa de Sancho IV de Castilla.
  • Berenguela (m. 1235), casada con Juan de Brienne, rey-regente de Jerusalén.

Fue protectora de monasterios y supervisó personalmente las obras de las catedrales de Burgos y Toledo. Del mismo modo, también se preocupó de la literatura, encargando al cronista Lucas de Tuy una crónica sobre los reyes de Castilla y León, siendo asimismo mencionada en las obras de Rodrigo Jiménez de Rada.


En 1230, al morir el rey de León, Alfonso IX, dejó el trono a su hija mayor, Sancha, habida del primer matrimonio de Alfonso con Teresa de Portugal, pero Berenguela negoció con Sancha, muerta en 1234, y su hermana Dulce, muerta en 1248, la renuncia a sus derechos, lo que consiguió en lo que se llamó Tratado de las Tercerías, mediante una cantidad de dinero y cesión de unas tierras que volverían a la corona cuando ellas murieran, de modo que Fernando heredó también el reino de León, uniendo los dos reinos.
Berenguela ejerció como una auténtica reina mientras su hijo Fernando se encontraba en el sur, en sus largas campañas de reconquista. Gobernó Castilla y León con la habilidad que siempre la caracterizó, asegurándole el tener las espaldas bien cubiertas. 


Este mismo año de mil y ciento y ochenta y uno parió la reina una hija que nombraron como su abuela paterna, Berengaria. Este fue sin duda el segundo parto de la reina:  Y estando el rey en nuestra ciudad de Segovia en nueve de setiembre con la reina, infanta y corte, cum uxore mea Alienor Regina, et cum filia mea Infantisa Berengaria


Parece ser la primogénita y nace en el año 1180 es el segundo hijo su hermano Sancho que muere a los tres meses que nace en el año 1181. 

El monasterio de Santa María la Real de Las Huelgas  es un monasterio de la congregación de monasterios de monjas cistercienses de San Bernardo. Fue fundado en 1189 por el rey Alfonso VIII de Castilla.

Yo, Alfonso, por la gracia de Dios, rey de Castilla y Toledo, y mi mujer, la reina doña Leonor…

La palabra "huelgas" no alude a holgar, descansar, o tomar aliento, como se venía sosteniendo. Parece que el término, de uso corriente en la Edad Media, señala las comarcas de pastos para ganados que no se dedican al trabajo (...) Este nombre se hizo extensivo al monasterio y aludía al terreno donde estaba enclavado.

Monasterio y Hospital de San Juan
Fundado antes de 1091 por Alfonso VI bajo la orden benedictina, el Monasterio de San Juan es una de las instituciones más antiguas de la ciudad.
Junto a él se construyó en 1479 el hospital de San Juan por iniciativa de los monjes, el concejo y la Universidad de Mercaderes, siendo heredero del primitivo hospital que Alfonso VI donó a San Lesmes en 1091. Actualmente los restos del Monasterio de San Juan albergan el Museo de Pintura Marceliano Santa María, y se utilizan como sala de exposiciones. El hospital se quemó en 1949, conservándose solo la portada. Actualmente es sede de la Biblioteca Pública "Francisco de Vitoria".
En 1091 Alfonso VI concede al Monasterio de San Roberto de Casa Dei en Francia en la persona de San Lesmes, el monasterio de san Juan situado en las proximidades de la ciudad de Burgos al que dota con un coto, un horno, un molino y los derechos reales de la villa de Cótar, al tiempo que declara su inmunidad.

La reina Constanza de Borgoña, de origen francés y esposa del rey Alfonso VI, le llamó para que sustituyese la liturgia mozárabe por la romana.
Fundó en Burgos el monasterio benedictino de San Juan Evangelista, donde se dedicó a atender a los peregrinos del camino de Santiago.
En 1085, durante la reconquista de Toledo, animó al ejército castellano para que se introdujese en la ciudad a través del río Tajo.
Falleció en el año 1097 y fue enterrado en el monasterio de San Juan. Más tarde, su tumba fue trasladada a la iglesia de San Lesmes.
Su entrega al servicio de los pobres y enfermos le mereció el ser considerado santo. 
Es patrón de la ciudad de Burgos.