miércoles, 28 de septiembre de 2011

Álvaro de Luna.

DE COMO LE NASCIÓ UN FIJO AL Condestable de la Condesa su muger hija del Conde de Benavente , que ovo nombre Don Juan. 

Despues desto, estando el Condestable en Madrid, donde  el Rey era , en el año del Señor de mili é quatrocientos é treinta é cinco , possaba el Condestable en su casa dél Contador mayor Alonso Alvarez de Toledo. E la Condesa su muger fija del Conde de Benavente , parió un fijo: é con el grand alegría que el Rey é la Rey na o vieron , enviaron á descir al Condestable , é á la Condesa , que ellos querían ser sus padrinos. E treinta caballeros de la casa del Rey ,  otros tantos de la casa del Condestable , jugaron aquel dia 25 cañas: los unos vestidos de blanco, é los otros de amarillo, é assi los que en la corte eran, fueron muy alegres. E fueron padrinos juntamente con el Rey é la Reyna, el Conde de Castañeda , é Doña Beatriz fija del Rey Don Dionis: é baptizólo Don Pedro Obispo de Osmanieto del Rey Don Pedro : é el Rey é la Reyna ficieroa la fiesta , que fuémo de tales padrinos se puede bien creer. E las fiestas fuero» en la posada del Condestable , con el qual aquel dia comieron el Rey é la Reyna. E levantadas las mesas ovo muchas danzas, juegos é instrumentos de músicas: é se dieron muchas colaciones, non solamente á los caballeros que con el Rey ende eran , mas á los que por las calles las querían tomar. E venida la noche el Rey se partió' á su palacio , é dio á la Condesa un rubí é un diamante, que valia mili doblas.

Crónica de don Álvaro de Luna. José Miguel Flores, 1784. Titulo XLIV