martes, 31 de enero de 2012

El Hospital de Tavera, los señores de Malagón y la Casa de Medinaceli.

Hermana del III y del IV duque de Medinaceli es  Luisa de la Cerda, que casa a mediados del siglo XVI con Antonio Arias Pardo de Saavedra, I señor de las villas de Malagón, Paracuellos y Fernán-Caballero, Mariscal de Castilla, Alcalde mayor y 24 de Sevilla,  patrón del Hospital que fundó en Toledo su tío el cardenal-primado,  hijo de Diego Pardo de Deza, hemano mayor del cardenal Juan de Tavera, arzobispo de Toledo y Primado de las Españas, y de María de Saavedra, señora de la Mariscalía de Castilla, hija de Gonzalo Arias de Saavedra, Rico-hombre, Mariscal de Castilla, y de Marina Zapata y Alarcón, de los señores de Barajas y de la Alameda, Con sucesión.


El Hospital de Tavera de Toledo, también conocido como Hospital de San Juan BautistaHospital de Afuera o simplemente como Hospital Tavera. Fue construido entre 1541 y 1603 por orden del cardenal Tavera. 

La lejanía con el casco viejo de la ciudad hizo que se le apodara «el Hospital de Afuera», puesto que dentro de las murallas ya existía el Hospital de Santa Cruz.
Actualmente el edificio sigue siendo propiedad de la Casa de Medinaceli y en su interior se encuentra el Museo Fundación Lerma que alberga parte de las colecciones artísticas de dicho linaje.
En el museo existe un gran archivo de documentos y se conservan numerosas obras artísticas de gran valor: cuadros de El Greco, Ribera, Tintoretto, Luca Giordano, Tiziano, Snyders y Jacopo Bassano entre otros. Sobresalen un raro retrato de Zurbarán y una copia del retrato ecuestre de Carlos V a caballo en Mühlberg de Tiziano (Museo del Prado) pintada por Sánchez Coello. Igualmente excepcional es la escultura del Cristo Resucitado de El Greco. 

Además aloja en sus dependencias el edificio de la antigua farmacia del hospital y la Sección de la Nobleza del Archivo Histórico Nacional.
En 1988 el Estado firmó un convenio con la Casa Ducal de Medinaceli, propietaria del edificio, por la q¡¡ue se cedía una parte del mismo para albergar la Sección Nobleza del Archivo Histórico Nacional, que se trasladó a Toledo y comenzó a funcionar en 1993 en sus nuevas dependencias.

Está prevista su transformación en un archivo independiente, el Archivo General de la Nobleza, que funcionará con el mismo régimen que otros Archivos Generales del Estado, como el Archivo General de Indias, o el Archivo General de Simancas, por ejemplo.

En 1887 llegaron al Hospital las Hijas de la Caridad para hacerse cargo del cuidado de los enfermos, la asistencia a la sacristía de la Iglesia de San Juan Bautista y la enseñanza de los niños pobres. Así nacieron las escuelas de San Juan Bautista, institución docente que sigue existiendo en el mismo edificio donde se fundó, en el siglo XIX, adaptada a la vigente Ley de Educación.

La villa de Malagón fue cabecera de un señorío cuya base territorial comenzó a formarse en 1548, cuando el Mariscal de Castilla, Ares Pardo de Saavedra, compró la extinta encomienda de Malagón, que durante siglos había pertenecido a la Orden de Calatrava. 

La posesión de este señorío incluirá, después, otros lugares como Porzuna y Paracuellos. 

Durante la segunda mitad del siglo XV se había gestado la formación de un importante linaje en base a dos familias de profundas raíces históricas, los “Pardo” ó “Arias Pardo” y los “Tavera”. Su fusión tendrá lugar con el matrimonio de Ares Pardo y Guiomar Tavera. El mayor de sus hijos es Diego Pardo de Deza, casado con la hija del mariscal Gonzalo de Saavedra, María de Saavedra, será progenitor del primer señor de Malagón, Antonio Ares Pardo Tavera y abuelo de la primera marquesa de Malagón, Guiomar Pardo de la Cerda. Segundo hijo de Ares Pardo y Guiomar Tavera será también el Cardenal Juan Tavera, obispo de Ciudad Rodrigo y Osma y, más tarde, Arzobispo de Toledo, entre 1534 y 1545.  

Además de las influencias que pudo desplegar en favor de su familia, a lo largo de su vida, Juan Tavera, instituyó un mayorazgo a favor de su sobrino, Antonio Ares Pardo Tavera, convirtiéndolo en heredero del patronato del Hospital San Juan Bautista de Toledo.

Los bienes dejados a sus sucesores por el mariscal Antonio Ares Pardo incluían el legado de su tío, el cardenal Juan Tavera y daba forma a la base patrimonial del futuro marquesado de Malagón, no solo por contener las villas de Malagón, Porzuna y Fuente del Fresno, en el entorno territorial del futuro marquesado, sino por incluir la villa de Paracuellos y otras importantes propiedades rústicas y urbanas en Sevilla, Toledo y Madrid.

Este mayorazgo se vio ampliado con la mayor parte de las pertenencias de su esposa, Luisa de la Cerda (hija del II duque de Medinaceli, Juan de la Cerda), que, a través de varias escrituras públicas, fue ampliado con otros bienes, como la villa de Fernáncaballero. 

Sucesor y heredero del mayorazgo de Antonio Ares Pardo de Saavedra y Luisa de la Cerda fue Juan Pardo Tavera (1550-1571), II señor de Malagón, Paracuellos y Fernáncaballero, mariscal de Castilla, que murió sin descendencia en 1571, recayendo sus estados en su hermana Guiomar Pardo Tavera (+1622).

Como III señora de Malagón, Guiomar casó con Juan de Zúñiga Requesens, en 1574, y a su muerte, en 1578, con Juan Enriquez de Guzmán. El título de marqués de Malagón, dado en 16 de febrero de 1599, le fue concedido a los dos contrayentes, Guiomar y Juan Enrique, con el nombre de Juan Pardo Tavera de Guzmán , aunque también éste fallecerá sin sucesión y Guiomar debía casarse, por tercera vez, con Duarte de Portugal, marqués de Frechilla, en 1606, si bien, tampoco tendría sucesión, falleciendo en 1622 y extinguiéndose, con ella, la línea de los Pardo-Tavera. 

Al quedar vacante el marquesado de Malagón y tras la resolución de diversos pleitos sobre su tenuta, se convierte en II marqués de Malagón el conde de Villalonso, Diego de Ulloa Sarmiento (+1647), sucesor de Guiomar Pardo Tavera (hermana de Ares Pardo de Saavedra, I señor de Malagón) y Juan de Ulloa Sarmiento, III señor de Villalonso. Al morir éste sin sucesión, en 1647, le sucede su hermana Francisca de Ulloa, casada con el V conde de Castellar, Gaspar Juan Arias de Saavedra (+ a. 1643). 

En la Casa de Castellar permanecerá hasta el matrimonio de Ana Catalina de la Cueva, condesa de Castellar y VII marquesa de Malagón, con Manuel de Benavides y Aragón (+1748), X conde y I duque de Santisteban del Puerto, abuelos ambos de Joaquina María de Benavides (+1805), III duquesa de Santisteban del Puerto, IX marquesa de Malagón, que estuvo casada con Luís María Fernández de Córdoba, duque de Medinaceli XIII duque de Medinaceli. 

Descendientes de ambos es la actual duquesa de Medinaceli, Dª Victoria Eugenia Fernández de Córdoba y Fernández de Henestrosa, XIV marquesa de Malagón.