martes, 24 de septiembre de 2013

Iglesia de San Nicolás de Bari. Arévalo. Ávila

La iglesia de San Nicolás de Bari es el templo del colegio de los Jesuítas, fundado en 1579. 
La iglesia, que estuvo bajo la advocación de Santiago Apóstol, se mantuvo abierta hasta la expulsión de los Jesuitas de la ciudad en marzo de 1767.

De planta típicamente jesuítica, con hermosas bóvedas barrocas y un crucero con cúpula. La portada es de piedra de granito con arco grecorromano con columnas pareadas de capiteles jónicos.

En el cuerpo superior una hornacina avenerada entre volutas, que debió tener la imagen del titular Santiago Apóstol, y rematado un frontón con el escudo de la Compañía de Jesús, que después fue sustituido por el de Carlos III en piedra arenisca.


Su estado es de ruina progresiva.