lunes, 12 de abril de 2010

Marqueses de Campo Real en Jerez de la Frontera y señores de Villares del Saz en Cuenca.

Reconquistado Villares del Saz, entre 1179 y 1184. En 1195, Alfonso II de Aragón hizo donacn al abad del monasterio de Piedra fundado en 1194 por los cistercienses de Poblet del Castillo llamado de Piedra, y de las términos a él contiguos, y así mismo de lugares maás lejanos como Cilleruelo en Albacete, Peralejos que puede ser de Teruel, y Villar de Saz en tierras de Cuenca.

En el año 1179 Pedro Manrique de Lara toma la fortaleza de Zafra de Záncara y la Torre de Zafra. Muere en 1202 y había donado al monasterio de Santa María de Huerta donde es enterrado, la torre de Zafra pasando a denominarse Torre del Monje, cerca de Villar del Sauce, en el término de Alarcón. n su epitafio en el monasterio de Santa María de Huerta en Soria aparece la siguiente inscripción, "Aquí yace el Conde D. Pedro Manrique, que nos dio la Torre de Zafra... Este valeroso conde mató al moro Zafra, que era un moro muy descomunal, que tenía de ojo a ojo un palmo y otras figuras muy fuertes, que no había hombre que con el pelease que no lo matase; y el dicho señor conde encomendándose a la Virgen Santa María de Huerta, y ofreció él su cuerpo, y prometió la dicha torre si él matase a Zafra y dio la torre a este Monasterio, la cual dicen hoy Torre del Monje, que es término de Alarcón cerca de Villar del Sauce".

Pedro Manrique de Lara, conde de Molina, conquista la villa de Zafra del Záncara. En sus tierras estaba incluida la actual Torre del Monje, entonces conocida con el nombre de la Torre del moro Zafra. Situada en el paraje conocido como la Angostura, el Estrecho, por donde ahora discurre la Auovia de Levante.

El infante don Juan Manuel, 1282-1348, era sobrino de Alfonso X el Sabio y en su libro de la CAZA señala que el arroyo de la Torre del Monje nace en las lagunas que hay sobre Villar del Saz, describiendo con detalle la fauna y los parajes de la Angostura.

"El arroyo de la Torre del Monje nace sobre Villar del Saz y entra en Záncara sobre El Congosto. En este arroyo hay muchas ánades, desde las lagunas que están sobre Billar del Saz hasta la angostura de sobre la Torre" . Libro de La Caza de don Juan Manuel.

En el Libro de la Caza son constantes las referencias a la abundancia o escasez de agua en el territorio:"…En el Záncara, ...El arroyo de la Torre del Monje...El arroyo de Monreal ...la laguna deVoze Gate,...En la laguna de Montalvo desde febrero fasta que se seca... en la laguna et
en ese canpo contra Çafra."

En en siglo XVI en la Torre del Monje estaban avecindadas catorce familias moriscas. Era Torre del Monje señorío de Diego de Hinestrosa, señor de la villa de Villar del Saz de Don Guillén de la parte de Abajo. Estas familias de moriscos acudían a Zafra a vender los frutos de sus huertas y a comprar provisiones. No oían misa ni recibían los sacramentos por no haber iglesia en la Torre del Monje , aunque muchos de ellos solían ir a la villa de Zafra a oír misa o a confesar en Cuaresma. “Hay 15 casas de moriscos, en la Torre del Monje. Suman un total de 53 personas. Proceden la mayoría de Oria, zona del río Almanzora. Son la mayoría jóvenes, casados y con hijos. Algunos, pocos, han nacido en la Torre. La fecha de llegada fue en 1587". En 1589, era vicario perpetuo de la iglesia parroquial de Zafra del Záncara don Vicente Lozano Cáceres, quien conocedor de la situación de dichos moriscos de no recibir instrucción ni práctica religiosa alguna, solicitó al obispo de Cuenca que los empadronasen en su parroquia para poderlos atender con más comodidad que otro cura de los comarcanos y administrarles los sacramentos. Además conocía la lengua arábiga, por haber estado algunos años en Berbería, por lo que a los moriscos que no sabían la lengua española les sería fácil confesarse con él.

En 1184, Alfonso VIII reconquista la fortaleza de Alarcón, esto nos permite situar la ocupación de Villar del Sauce, y su incorporación al alfoz de Alarcón, entre 1179 y 1184. Todavía en el siglo XVIII Villar del Saz tiene comunidad de pastos con el suelo de Alarcón.


En la Edad Media tuvieron presencia en Villares del Saz los caballeros del Temple. Su presencia permanece en lo que fue su fortaleza y ahora iglesia parroquial. En este edificio se conservan restos de una atalaya, cubo o garita de lo que pudo se un castillo. En la casa contigua, casa grande o de la “Señorita”, se conserva una gran torre cuadrada ,que debió de formar parte de una fortificación, como delatan las almenas que coronan un muro próximo a ella, dando lugar a que los terrenos contiguos a este muro se conozcan en la actualidad con el nombre de “Las almenas”. Perteneció Villares del Saz a Guillén de Rocaful, comendador de Abanilla, Murcia, de la orden de Calatrava. Hacia 1331 en su testamento deja sus bienes repartidos entre sus hijos. Corresponde a sus hijos habidos en su segundo matrimonio con doña Berenguela García, las villas de Bonete y Villar del Saz. Esto da lugar a que empezase a nombrarse como Villar del Saz de Don Guillén.

los Calatravos poseyeron por donación de D. Guillén “ el lugar que dicen Villar del Saz, que es cerca de Alarcón; que parte términos con Zafra e Alcolea e con Montalbanejo e con Hinojosa e con Cervera, e con Torreciella e con La Solana”. Año 1318.

Gonzalo Pérez, señor de Molina y Mesa, es hijo de Pedro Manrique de Lara y a este le sucede su hija Mafalda. Urraca Alonso es hija del infante Alonso y señor de Molina por su matrimonio con Mafalda. Hija natural que recibe Priego y otros heredamientos de Cuenca y Molina. Casó con Garci Gómez Carrillo, el de los Garfios. Este es el origen de los Carrillo señores de Priego. En esta época se debía estar construyendo la iglesia románica de Villares del Saz, cuyos últimos restos desaparecieron en la ampliación que terminó en el año 1763.

En 1264, Jaime I el Conquistador cede Abanilla a su pariente Guillén de Rocafull por su ayuda en la conquista de Valencia y Murcia. Hijo de Ramón de Rocafull, señor de Montpellier en Francia. A don Guillén le sucede su hijo Ramón de Rocafull y García, a quien, por sus servicios a Jaime I y a Pedro III el Grande, le fueron concedidos los señoríos de Bonete en Albacete, Abanilla en Murcia y Villar del Saz y Valdecañas en Cuenca. A su muerte en 1308 le sucede don Guillén de Rocafull y Gil, I señor de Albatera en Murcia y señor de Villar del Saz de la parte de Arriba, al que añadiría el sobrenombre de Guillén.

Jaime I es hijo de María de Montpellier. El abuelo de Jaime Jera el conde don Guillén, señor de Montpellier, señorío que luego pasaría al rey de Aragón por herencia de su madre.

Se entrega parte de Villar del Saz a los Rocafull y la otra permanece en posesión de Urraca Alonso.

En 1266, Jaime I retira la posesión de Abanilla a don Ramón de Rocafull y García y la entrega a la Orden de Santiago. Seis años después, en 1272, Alfonso X el Sabio entrega Cieza al maestre de Santiago, Pedro Núñez, a cambio de Abanilla, que es devuelta a don Ramón de Rocafull.

En 1341 se funda el mayorazgo de Priego. En 1385 muere en la batalla de Aljubarrota Fernán Carrillo Calvillo, V señor de Priego. Le sucede Pedro Carrillo de Huete, VI señor de Priego y Villar del Saz de la parte de Abajo, que cede a su nieto Iñigo de Mendoza la posesión de Villar del Saz.

En 1629 Mártir Rizo dice que el señor de Villar del Saz se apellida Haro y que el de Olmeda de las Valeras y Torreelmonge se apellida Hinestrosa y Guzmán. Es muy probable que estas fechas el pueblo estuviera ya partido, aunque no lo refleje la nomenclatura nobiliaria.


Pascual Madoz, en su Diccionario Estadístico-Histórico de España, dice: “Este pueblo se dividió por venta entre dos señores correspondiendo la parte de Arriba a un caballero andaluz apellidado Cabeza de Vaca, ascendiente de los Marqueses de Campo-Real; la parte de Abajo a los señores de Inestrosa”. Ambos pueblos estaban gobernados por distintos ayuntamientos y separados por una calle que, hasta el momento actual, sigue llamándose calle de “La Raya”.

En 1743 fallecía en Villar del Saz de Don Guillén, Don Juan de Cereceda y Carrascosa, nacido en esta villa el 14 de marzo de 1665, quién, entre los muchos títulos que ostento durante su vida militar, uno fue el de comendador de Abanilla.

Gonzalo Pérez, conde de Molina, es hijo de Pedro Manrique de Lara y a este le sucede su hija Mafalda. Urraca Alonso es hija del infante Alonso y señor de Molina por su matrimonio con Mafalda. Hija natural que recibe Priego y otros heredamientos de Cuenca y Molina. Casó con Garci Gómez Carrillo, el de los Garfios. Este es el origen de los Carrillo señores de Priego. En esta época se debía estar construyendo la iglesia románica de Villares del Saz, cuyos últimos restos desaparecieron en la ampliación que terminó en el año 1763.

En 1264, Jaime I el Conquistador cede Abanilla a su pariente Guillén de Rocafull por su ayuda en la conquista de Valencia y Murcia. Hijo de Ramón de Rocafull, señor de Montpellier en Francia. A don Guillén le sucede su hijo Ramón de Rocafull y García, a quien, por sus servicios a Jaime I y a Pedro III el Grande, le fueron concedidos los señoríos de Bonete en Albacete, Abanilla en Murcia y Villar del Saz y Valdecañas en Cuenca. A su muerte en 1308 le sucede don Guillén de Rocafull y Gil, I señor de Albatera en Murcia y señor de Villar del Saz, al que añadiría el sobrenombre de Guillén.

Jaime I es hijo de María de Montpellier. El abuelo de Jaime Jera el conde don Guillén, señor de Montpellier, señorío que luego pasaría al rey de Aragón por herencia de su madre.

Se entrega Villar del Saz a los Rocafull. Después será de los Carillo en tiempos de Pedro Carrilo de Huete “el Halconero”, padre de la I condesa de Priego.

En 1266, Jaime I retira la posesión de Abanilla a don Ramón de Rocafull y García y la entrega a la Orden de Santiago. Seis años después, en 1272, Alfonso X el Sabio entrega Cieza al maestre de Santiago, Pedro Núñez, a cambio de Abanilla, que es devuelta a don Ramón de Rocafull.

Urraca Alonso casa con Garci Gómez Carrillo, apodado el de los Garfios, que intervino en la conquista de Jerez en 1264. Hijo de este matrimonio fue Alonso Carrillo, I señor de Priego, que intervino, con Alfonso XI, en la conquista de Tarifa en 1292; a éste le sucedió su hijo Juan Alonso Carrillo, II señor de Priego y fundador de nuevo del mayorazgo en 1341, después de una primera fundación en 1306.

Pedro Carrillo de Huete, VI señor de Priego y señor de Villar del Saz, es padre de Teresa Carrillo, casada con Diego Hurtado de Mendoza, a quienes Enrique IV le concedió el título de condes de Priego en 1465

Villar del Saz pasa a ser señorío de Iñigo de Mendoza y de su hermana Aldonza de Mendoza, hermanos de Pedro Carrillo de Mendoza, II conde de Priego. A Aldonza se la cita como señora y a Íñigo como poseedor.

El pueblo de divide en dos mitades. Los condes de Priego emparentan con los Hinestrosa y más tarde con los Pacheco en la persona de María Pacheco de Hinestrosa, I marquesa de Valera de Abajo y señora de la parte de Abajo de Villares del Saz. Elvira López de Mendoza, hija de Pedro López de Mendoza y de Catalina Negrón, casa con Juan Vargas Machuca Cabeza de Vaca, jurado de Jérez de la Frontera, de cuyo matrimonio nació Alonso Pérez Machuca de Vargas que casa con María de Girón, hija de Aldonza de Mendoza y así nieta de los I condes de Priego que aparece como señora con su marido de Villar del Saz que de debe de ser de la parte de Arriba.

Diego López de Haro es hijo de Juan Alfonso de Haro, IV señor de El Busto y la Rivilla, y de Aldonza de Mendoza, señora del Villar del Saz de don Guillén e hija de los I condes de Priego. Es hermana de Diego, María de Haro de quien vienen los señores de Villar del Saz de la parte de arriba y marqueses de Campo Real con apellido Valenzuela y luego con apellido Zurita. Los Zurita emparentan con los Haro en el siglo XVI y los Zurita Haro con los Valenzuela en el siglo XVII. Siguen los Zurita a los Valenzuela en el marquesado de Campo Real a inicios del siglo XVIII.

Casa primero Diego López de Haro con Leonor de Ayala y después con Beatriz Mendez de Sotomayor, señora de El Carpio.

Del primer matrimonio son, Aldonza de Haro que casa con Pedro Lasso de Castilla.

y del segundo Luis Mendez de Haro y Sotomayor, señor de El Carpio, que casa con Beatríz Portocarrero y Cardenas

y Diego López de Haro y Sotomayor que casa con Antonia de Guzmán Zayas.

A la familia Zayas pertenecia Gabiel de Zayas, secretario de Felipe II.

La caída de Antonio Pérez no supuso que los grandes negocios del Estado pasasen a manos de Gabriel de Zayas. Sería Juan de Idiáquez el que asumió las funciones del todopoderoso ministro.

Pedro Benavente Cabeza de Vaca y Carbajal, comendador de Santiago, levanta en el siglo XV el palacio, ahora de Campo Real, título concedido el 31 de diciembre de 1689 a Luis Pérez de Valenzuela y Marrujo, caballero del orden de Santiago que, desde el 23 de enero de 1953, pasó a ostentarlo doña Isabel Ivison y Zurita; y posteriormente doña Mercedes de Zurita. El palacio del comendador Benavente pasaría a ser debido a sucesivos entronques propiedad de la familia Zurita. A Manuel Domecq Zurita, vizconde de Almocadén, pertenece actualmente. EL palacio está enclavada en el Jerez medieval.

Catalina de Zurita, descendiente de Fagut, casa con Pedro Fernández Cabeza de Vaca.

Fagut de Zurita participa en la reconquista de Jerez con Alfonso X el Sabio recibiendo aquí tierras y casas.

VII marqués de Campo Real en Jérez de la Frontera, Diego Ignacio de Zurita y Villavicencio, quien toreaba a caballo en la segunda mitad del siglo XVIII.

JUAN ALONSO CARRILLO, primo de los señores de Priego en Cuenca. De un hermano de Juan Alonso vendrán los Carrillo de Albornoz que emparentan con los Vázquez de Acuña. Tuvo en tenencia el castillo de San Esteban de Gormaz durante las guerras contra Aragón, en época de Sancho IV y Fernando IV. Padre de Gonzalo Alonso de Quintana que en 1330 estaba en la defensa de Tarifa. Padre de Pedro González Carrillo, I señor del Busto en Navarra en 1370 por merced de Enrique II. Padre de María Carrillo, que casa hacía 1375 con Juan Alonso de Haro, II señor del Busto por su matrimonio. Hermano de Lope Ruiz de Haro ó de Baeza, V señor de la Guardia, casado con Urraca Fernández de Córdoba de los señores de Aguilar, pero sin sucesió. Si la tienen los señores del Busto. El IV señor del Busto casa con su pariente Aldonza de Mendoza Carrillo, hermana del II conde de Priego en Cuenca.

Hermana de Juan Alfonso de Haro, por su padre de los señores de Vizcaya y por su madre de los señores de Los Cameros en La Rioja, es Guiomar que casa con el señor de El Carpio en Córdoba.
Los IV señores del Busto son padres de Diego López de Haro y Mendoza que en su primer matrimonio es padre de Aldonza de Haro que casa con pedro Laso de Castilla, descendiente de Pedro I el Cruel. Tía de Aldonza de Haro es María Girón de Haro que casa con Alfonso Pérez Machuca de Vargas y la nieta de estos últimos casa con su pariente por la famailia Negrón y de apellido Zurita y Negrón Marrufo. De ellos los señores de Villares del Saz de la parte de Arriba y marqueses de Campo Real en el siglo XVIII.


Pedro Fernández de Córdoba es hijo de Diego, I señor de Baena, Mariscal de Castilla, y de Sancha García de Rojas, señora de Poza. Es Pedro II señor de la villa de Baena en tiempos de Juan II, casa con Juana de Córdoba y Montemayor, su prima tercera, hija de Martín Alfonso de Córdoba, II señor de Alcaudete y de Teresa de Sotomayor, hija de Garci Méndez de Sotomayor, señor de la villa del Carpio y de Juana Ruiz de Haro. Padres de Diego, I conde de CABRA. Es hermana del I conde de Cabra Juana Fernández de Córdoba que casa con Pedro Fernández de Valenzuela, hijo de Juan Pérez de Valenzuela, VII señor de la villa y castillo de Valenzuela en Córdoba.

Padres de Juan Rodríguez de Valenzuela, el Desheredado, excluido de la sucesión en el mayorazgo de Valenzuela por su abuelo paterno. De Juana Fernández de Córdoba que casa con Pedro Fernández de Valenzuela, su tío, vasallo de Juan II, hija mayor de Gonzalo Sánchez de Valenzuela y de Teresa Fernández de la Peñuela. y de Constanza Alfonso de Valenzuela que casa con Alfonso Ramírez de Aguilera, su primo, hijo mayor de Juan Ramírez de Aguilera, alcaide de Cabra, y de Sancha Alfonso de Valenzuela.

Diego Fernández de Córdoba y Montemayor, I señor de Cabra en 1439 y I conde de CABRA en 1455, III señor de Baena, vasallo deEnrique IV y de su Consejo. Casa primero con María Carrillo hija de Pedro o Álvaro Carrillo de Albornoz, IV señor de Santofimia, Torrefranca, el Guijo y el Viso, Mariscal de Castilla, y de Beatriz Venegas, señora de los Alcaracejos. Despues con Mencia Ramírez de Aguilera y Valenzuela, hermana de Ramiro de Valenzuela, e hija de Francisco Ramírez de Valenzuela y de Beatriz de Aranda, nieta paterna de Alonso Ramírez de Aguilera hijo de Juan Ramírez de Aguilera alcaide de Alcalá la Real y de Sancha Alfonso de Valenzuela, nieta materna de Pedro Fernández de Aranda, sin sucesión. Del primer matrimonio es el II conde de Cabra.


Los Vargas, presentes en el año 1083 en la reconquista de Madrid con Alfonso VI. El primero de quien se tienen noticias es Iván o Juan de Vargas. En la villa se convierte en un poderoso e influente propietario, a cuyo servicio está San Isidro Labrador.

Un hijo de Iván de Vargas, llamado Pedro Ibáñez de Vargas, acompañó a Alfonso VI en la conquista de Toledo, en el año 1085. Funda a media legua de la ciudad el lugar llamado Vargas, solar de los Vargas de Toledo.

Pedro Fernández de Vargas, hijo de Fernán Pérez de Vargas y nieto de Pedro Ibáñez de Vargas, participa en la batalla de las Navas de Tolosa. Son sus hijos Garci Pérez de Vargas y Diego Pérez de Vargas.

Garci y Diego Pérez de Vargas participan en la batalla de Jérez en 1232. La leyenda da razón de su apelido Machuca "rota en la lucha su lanza y espada, desgajó un verdugón de oliva con su cepellón y continuó combatiendo, con tal destreza y valentía, que golpe que él descargaba, moro que caía. Atónito, su caudillo, don Alvar Pérez de Castro, gritó: "Machuca, Diego", y desde entonces se llamó Diego de Vargas Machuca, nombre que conservan sus descendientes".

Descendiente suyo es Juan de Vargas Machuca, jurado de Jerez, casó con Elvira López de Mendoza, hija de Pedro Gonzalez de Mendoza de Cuenca y de Catalina Negrón, y nieta de Leonor Gonzalez de Mendoza, IV señora de la Aldea y Torre de Santiago de Efee. Padres de Alonso Pérez de Vargas Machuca, señor de Villar del Saz, casa con María Girón de Haro. Es su hijo Juan de Haro Vargas que casa con Leonor de la Cueva y Villacreces. Padres de María de Haro y Vargas que casa con Fernando de Zurita. Padres de Aldonza, de Álvaro y de Francisco de Zurita y Haro. Es Francisco quien sigue en el señorio de Villares del Saz.

Rodrigo de Vera Centellas, natural de Zaragoza. Con el grado de capitán luchó contra los moros en Granada. En Jerez de la Frontera, en donde se radicó, casa con Beatriz de Vargas. Padres de García de Vera y Vargas, natural de Jerez de la Frontera y alcalde de esta ciudad, donde casa con Aldonza de Zurita y Haro, señora de Villar de Saz. Padres de Pedro de Vera Zurita, natural de Jerez de la Frontera, señor de Villar del Saz. Casa con María de Matera. Padres de Alonso García de Vera y Matera, natural de Jerez, gobernador de la Isla de León. Casa con Mencia Martínez de Zurita. Padres de Rodrigo de Vera Zurita, natural de Jerez, señor de Villar del Saz. Casa con Catalina Coronel Altamirano, hija de Antón Rodríguez Coronel y de Isabel Altamirano.

Aldonza de Mendoza, hermana del II conde Priego, señora de Villar del Saz de don Guillén de la parte de Arriba, como herencia de su abuelo Pedro Carrillo, señor de Priego, halconero mayor de Juan II, y de Guiomar de Sotomayor de los señores del Carpio. Su bisnieto casa con su prima la VII señora de El Carpio, Beatríz de Sotomayor.

Aldonza de Mendoza casa con Juan Alonso de Haro, IV señor de Busto y Revilla, merino mayor de Asturias, con sucesión, los señores y marqueses del Carpio. Padres de Diego López de Haro, señor de El Busto, Revilla y El Carpio que casa con Leonor de Ayala, hermana del II conde de Fuensalida, y en segundas nupcias con su parienta la VII señora de El Carpio.

Leonor de Ayala, hermana del II conde de Fuensalida, casa con Diego López de Haro, señor de El Busto y la Rivilla, Sorbas y Lobrín, y por su segundo matrimonio señor del Carpío al casar en segundas nupcias con su prima Beatriz de Sotomayor, señora del Carpio, padres del VIII señor de El Carpio. Gobernador y capitán general de Galicia, embajador en Roma de los Reyes Católicos, hijo de Juan Alonso de Haro, senor de las villas de El Busto y de la Rivilla, descendiente de Lope Díaz de Haro, Cabeza Brava, XI señor soberano de Vizcaya, y de Aldonza Carrillo de Mendoza, hija de Diego Hurtado de Mendoza y de Teresa Carrillo y Sotomayor, I condes de Priego, por su madre de los señores del Carpio. De su primer matrimonio es Aldonza de Haro que casa con Pedro Laso de Castilla, hijo de Pedro de Castilla, corregidor de Toledo, nieto del infante Juan de Castilla, hijo de Pedro I el Cruel, y de Catalina Lasso de Mendoza, señora de Valhermoso y Mondéjar, hija de Pedro Laso de Mendoza, señor del Valle de Lozoya y de Mondéjar, hijo del I marqués de Santillana, y de Inés Carrillo, señora de Mondéjar, con sucesión los señores de Villamanrique de Tajo. Su nieto Pedro Laso de Castilla casa con la VI señora de Montalbo.

Pedro Coello de Ribera, IV señor de Montalbo casa con María, Guiomar, de Mendoza, hija de los II condes de Priego, y su hermana Constanza Coello fue la primera esposa de Iñigo Mendoza, I señor de Argal y Mochales y hermano del II conde de Priego, que recibe de su abuelo Pedro Carrillo de Huete la posesión de la villa de Villar del Saz. Es su hijo Pedro Hurtado de Mendoza, II señor de Argal y Mochales a fines del siglo XV, que casa con María de Sandoval, con sucesión, los señores de Argal y Mochales.

Es hermano del II conde de Priego y de Aldonza de Mendoza Iñigo López de Mendoza y Carrillo, I señor de Argal y Mochales, villas del antiguo señorío de Molina, en Guadalajara. Su abuelo Pedro le deja la posesión del Villar del Saz. Casa con Constanza Coello, hija de Estebán Coello, III señor de Montalbo, El Hito y Villar de Cañas y de Violante de Ribera,V señora del Villarejo de la Peñuela, Cabrejas y Valmelero, hija menor de Fernando de Ribera, señor de los ismos lugares y de Elvira Guerra de Xarava. En segundas nupcias casa con Marí Díaz de Aguilera, hija de Alonso de Molina, II señor de Embid, Guisema, Tercaguilla y el Pobo y de María de Aguilera, hija de Juan Ruiz de Aguilera y de María de la Cerda. Del primer matrimonio es Pedro Hurtado de Mendoza, II señor de Argal y Mochales que casa con María de Sandoval, con sucesión en los señores de Argal y Mochales. Del segundo matrimonio es Aldonza de Mendoza que casa con Juan Fernández y Díez de Aux Heredia, señor de Sisamón, con sucesión. Villar del Saz de don Guillén entre los siglos XVI-XVII se divide en dos mitades por partición entre descendientes de los señores y condes de Friego.

Elvira de Mendoza casó con Juan de Vargas Machuca Cabeza de Vaca, de cuyo matrimonio nació don Alonso Pérez de Vargas, casado con doña María de Girón Haro, señores de Villar del Saz de Arriba . García Vargas -señor de Lañoso en Portugal-contrajo matrimonio, en 1410, con doña Constanza, hija de los señores de Carpio, oriundos de Galicia. Diego de Vargas es en 1490 mayordomo de la Casa de Sotomayor. El extraño apellido "Cabeza de Vaca" se originó en el siglo XIII, cuando uno de sus antepasados maternos indicó un paso secreto en la Sierra Morena con una calavera bovina, ayudando así a que el ejército cristiano pudiese caerle por sorpresa a los moros y derrotarlos en la batalla de Las Navas de Tolosa en 1212.

Pedro Ibáñez de Segovia e Idiáquez, II marqués de Gramosa, casa en segundas nupcias, también para ella, con Isabel Ana de Castilla y Lasso de Castilla, X señora de Gor, de Herrera de Valdecañas y el Bolduy. Casa esta señora en cuatro ocasiones. Es Isabel Ana hija de Sancho de Castilla y Lasso de Castilla, IX señor de Gor, señor de El Boloduy y Herrera de Valdecañas, y de su pariente Isabel Lasso de Castilla y Guzmán, hija de Diego Lasso de Castilla y Toledo, de la linea de los señores, luego condes de Villamanrique de Tajo, VI nieto directo del rey Pedro I, y de María de Guzmán. El II marqués de Gramosa no tiene sucesión de ninguno de sus dos matrimonios. Sigue su hermana.

Diego Lasso de Castilla Toledo y Pimentel. Nacido en Villamanrique de Tajo y su III señor. Casa con Clara Pacheco y Rejón de Silva. Padres de María Lasso de Castilla y Pacheco que casa en 1637 en Granada con Juan Franquis de Burgos. Padres de Isabel Lasso de Castilla y Pacheco que casa con Antonio Mansilla y Chacón, con sucesión.

Isabel Ana de Castilla y Lasso de Castilla, X señora de Gor, de Herrera de Valdecañas y el Bolduy. Casa primero con Jacinto de Andrade y Novoa, hijo de los condes de Maceda; después con Carlos Ramírez de Arellano y Girón; por tercera vez, sin sucesión, con el II marques de Gramosa y por cuarta vez con Lope de Barradas y Bazán, II marqués de Cortes de Graena. Muere Isabel Ana antes de 1681, hija de Sancho de Castilla y Lasso de Castilla, IX señor de Gor, señor de El Boloduy y Herrera de Valdecañas y de Isabel Lasso de Castilla y Guzmán, hija de Diego Lasso de Castilla y Toledo de la linea de los señores, luego condes de Villamanrique de Tajo, sexto nieto directo de Pedro I, y de María de Guzmán.

María Ana de Velasco e Ibáñez de Segovia, IV marquesa de GRAMOSA,VII condesa de Salazar, condesa de Castilnovo; hija de la III marquesa y sobrina del II marqués. Casa con Juan de Idiáquez y Eguía, I duque de Granada de Ega. Sin sucesión.

Es Diego Lasso de Castilla y Toledo pariente de la IX señora de Montalbo, El Hito y Villar de Cañas, ambos descendientes directos de Pedro I el Cruel.


Pedro, II conde de FUENSALIDA. Es su hermano Alonso de Ayala y Silva que es padre del III conde y la IV condesa en sucesión de su tío el II conde. Es hermana del II Fuensalida, Leonor de Ayala que casa con Diego López de Haro, señor de El Busto y la Rivilla, después señor de Sorbas, Lobrín, y luego por su segundo matrimonio señor del Carpío al casar con segunda vez con Beatriz de Sotomayor, señora del Carpio, con sucesión, gobernador y capitán general de Galicia, embajador a Roma por los Reyes Católicos, hijo de Juan Alonso de Haro, senor de las villas de El Busto y de la Rivilla, descendiente de Lope Díaz de Haro, Cabeza Brava, XI señor soberano de Vizcaya, y de Aldonza Carrillo de Mendoza, hija de Diego Hurtado de Mendoza, I conde de Priego, y de Teresa Carrillo, señora de Priego. Padres de Aldonza de Haro que casa con Pedro Laso de Castilla, hijo de Pedro de Castilla, corregidor de Toledo, este nieto del infante Juan de Castilla, hijo de Pedro I el Cruel, y de Catalina Lasso de Mendoza, señora de Valhermoso y Mondéjar, hija de Pedro Laso de Mendoza, señor del Valle de Lozoya y de Mondéjar, hijo del I. marqués de Santillana, y de Inés Carrillo, señora de Mondéjar: progenitores de los señores y condes de Villamanrique de Tajo.

I marqués de Campo Real en 1689 Luis Pérez de Valenzuela y Marrujo, regidor de Cádiz, caballero de Santiago.

VII marqués de Campo Real, Diego Ignacio de Zurita y Villavicencio, famoso por lidias de toros bravos a caballo. Padre del VIII marqués Manuel Zurita y Luna que casa con Mercedes Izquierdo y Torre. Padres de Mercedes Zurita Izquierdo que casa con el I conde de Mirandas de Santa Pedro, muere en 1935. La condesa muere dos años después. Es su hermano el IX conde de Campo Real al que sigue su hija Mercedes.


Las primeras noticias documentadas sobre Valenzuela, Córdoba, datan de la Baja Edad Media, a raiz de su conquista por las tropas cristianas en el siglo XIII,

El linaje de los Valenzuela se unió a principios del siglo XIV con el señorío de Espejo por el matrimonio de Urraca Sánchez de Valenzuela con Martín Sánchez de Castro, señor de Castro el Viejo, segundo hijo de Pay Arias de Castro, señor de Espejo. Su nieto Martín Sánchez de Valenzuela, fundará en 1380 mayorazgo de la fortaleza y tierras de Valenzuela en su hijo Juan Pérez de Valenzuela, siendo confirmado en la centuria siguiente por los Reyes Católicos. Su hermano, Alfonso Sánchez de Valenzuela, defenderá la villa del ataque y asedio de los musulmanes durante el reinado de Enrique II.

La villa de Valenzuela fue erigida en marquesado por Felipe IV en 1625, otorgándose a Antonio Domingo Fernández de Córdoba.

De los señores de Santa Eufemia, primos de los señores de Priego en Cuenca y luego de sus primos los señores de Cotillas en Albacete, son Sancha d’Estúñiga, casó con Gonzalo Fernández de Córdoba, Veinticuatro de Córdoba; hijo de Martín Fernández de Córdoba, II Señor de Chillón, Alcayde de los Donceles, y de María Alfonso de Argote, Señora de Espejo y Lucena.

Su hermana María Carrillo casó con Diego Fernández de Córdoba, I conde de Cabra en 1481. Con sucesión.

Nieto de Teresa, v señora de Santa Eufemia, hermanastra de las dos anteriores, es Gonzalo, VII señor de Santa Eufemia, que casa con la señora de la Guardia. Con sucesión los señores de Santa Eufemia, marqueses de la Guardia.

El vizcondado de Almocadén es un título nobiliario español creado por el rey Alfonso XIII el 21 de junio de 1926 a favor de Manuel de Domecq Núñez de Villavicencio, hijo de la I marquesa de Domeqc d'Usquain y hermano del I marqués de Casa Domecq.

Su nombre se refiere al pago de Almocadén, situado en el municipio andaluz de Jerez de la Frontera, en la provincia de Cádiz.

Manuel de Domecq y Núñez de Villavicencio, I vizconde de Almocadén.

Casó con María González y Gordon. Le sucedió, en 1935, su hijo:

Pedro Francisco de Domecq y González, II vizconde de Almocadén.

Casó con Blanca Zurita y de los Ríos. Sucedió su hijo:

Pedro de Domecq y Zurita, III Vizconde de Almocadén. Le sucedió su hermano:

Manuel Alfonso de Domecq Zurita y González, IV vizconde de Almocadén.

Casó con Carmen López de Solé y Martín de Vargas. En 2010 le sucedió, por ejecución de sentencia, su hermana:

Mercedes de Domecq y Zurita, V Vizcondesa de Almocadén.

Viuda de Fernando Bolín Saavedra.

El palacio de Campo Real en Jerez es propiedad de Alfonso de Domecq-Zurita, vizconde de Almocadén.