jueves, 13 de noviembre de 2014

Beniali. Ayuntamiento del Valle de Gallinera. Alicante



El escudo del Valle hace referencia a su paso morisco y cristiano y su pertenencia a la Casa de Borja, duques de Gandia y señores del Valle.

Pedro Luis de Borja, primer duque de Gandía  señor de las baronías de Castell de Bayrent, Gallinera, Bellreguart, Xeresa y Alcodar, camarlengo de los Reyes Católicos. Nacido de madre desconocida, fue el hijo primogénito del Rodrigo de Borja, futuro Papa Alejandro VI, y medio hermano de CésarJuan II duque de GandíaLucrecia y Jofré Borgia. Falleció estando desposado con María Enríquez de Luna, de la Casa de Enríquez, prima hermana del rey Fernando el Católico, hija de Enrique Enríquez de Quiñones y de María de Luna, estas última hija de Pedro de Luna, I señor de Fuentidueña, hijo del condestable Álvaro de Luna y de Elvira de Herrera y Ayala.

Murió, en Civitavecchia, Roma, a los 31 años. Sus restos fueron llevados a la colegiata de Gandía.

En su testamento, Pedro Luis cedió el ducado de Gandía y sus casas de Valencia y Játiva a su hermano menor Juan y legó 10 000 ducados a su hermana Lucrecia.

El heredero del ducado llevaba el título de marqués de Lombay. Lombay no el del valle de Gallinera sino en Valencia.

A la muerte de Pedro Luis de Borja le sucedió su hermano Juan que se casó en septiembre de 1493 con la viuda de Pedro Luis, María Enríquez de Luna.

En octubre de 1487 se produjo la primera adquisición de una baronía fuera de 
Gandía por parte de Pere Lluís de Borja, la Vall de Gallinera, con la que ampliaban los Borja su zona de influencia a la comarca de la Marina Alta.


Iglesia de San Roque, patrón de Beniali











Campanario de la iglesia de Beniali y tras él el campanario de la iglesia de Benissivá. Pueblos separados poco menos de 2 kilómetros.



LOS DESPOBLADOS MORISCOS:
Benimarsoc, situado en el camino de la fuente de La Mata de Benirrama.
L´Alcúdia, situado en el camino del mismo nombre que se encuentra entre Benirrama y Benialí.
La Solaneta, situado en el recurrido de la Ruta de los 8 Pueblos entre Benissili y la fuente de La Mata de Benissil.

Desde el puerto de Denia salieron los moriscos de estas tierras.
Una vez expulsados los moriscos, La Vall de Gallinera quedó desierta despoblándose muchas de las alquerías que tenía. Por eso fue repoblada con familias de mallorquines. Estas familias ocuparon de nuevo muchos de los pueblos que habían quedado despoblados por la expulsión de los moriscos pero algunos quedaron despoblados para siempre.

Según un Memorial de los acreedores del duque de Gandía de 20 de diciembre de 1611, en Gallinera había los siguientes lugares: Benimarcoch, Benimohamid, Benisayt, Benirama, La Alcudiola, Bemallil, Benisiva, 

Benitaher, Beniastoph, Bolcasim, La Solana, Carrocha, Potro y Lombay.