jueves, 13 de noviembre de 2014

Cesar Borgia y los Reyes Católicos

César Borgia (Roma, 13 de septiembre de 1475-Viana, 12 de marzo de 1507). Muerto a los 32 años.



César Borgia por Altobello MeloneAccademia CarraraBérgamo.

Fue duquepríncipecondecondotieroconfalonieroobispo de Pamplona, con dieciséis años, arzobispo de Valencia, con diecinueve años, capitán general del ejército del Vaticano y cardenal con casi veinte años de edad, durante el Renacimiento. Investido además como duque en Francia con unos veintitrés años de edad. 

Su divisa se hizo célebre: AUT CÆSAR AUT NIHIL («O César o nada»).



Escudo de Armas de Cesar Borgia

César Borgia se ha inmortalizado como el prototipo del individuo cruel y ambicioso que no abrigó ningún sentimiento generoso y para satisfacer sus odios cometió innumerables asesinatos.


César Borgia, llamado duque Valentino por el vulgo, adquirió el Estado con la fortuna de su padre, y con la de éste lo perdió....................Nicolás Maquiavelo, El Príncipe. Capítulo VII.


Segundo hijo natural del cardenal, de origen valenciano, Rodrigo Borja — futuro Papa Alejandro VI — y de Vannozza Cattanei, una patricia romana, tuvo dos hermanos: Juan y Jofré, y una hermana, Lucrecia.



Retrato de perfil de César Borgia en el Palazzo Venezia en Roma c. 1500-1510- Bartolomeo Veneto.


El 18 de agosto de 1503 muere Alejandro VI. Tras la celebración del cónclave de octubre de 1503, es elegido Papa el cardenal Giuliano della Rovere que toma el nombre de Julio II.

En septiembre de 1503, escribían los Reyes Católicos a su embajador en Roma, Francisco de Rojas, que tenían a bien recibir al duque a su servicio. 
Pero estando acampados cerca de Roma los ejércitos español y francés, César abandonó Roma y marchó a unirse a los franceses cuando se esperaba que se uniera a las españolas.
Sin conocimiento de los Reyes el Gran Capitán le detiene encerrándolo en Castilnovo y lo envió con galeras desembarcando en Cartagena. 
Se le encarcela en Chinchilla siendo meses después trasladado al Castillo de La Mota en Medina del Campo.

Una noche de octubre de 1506 se descuelga de la torre con la ayuda de un criado, pero es descubierto y la soga cortada.  César consigue escapar. 

César sale de Medina del Campo fingiendo ser un mercader de grano y de allí va a Santander, donde se disfraza y acompañado de unos comerciantes vascos embarca en un navío, pero el estado de la mar le impide continuar más allá de Castro Urdiales. En esta localidad alquila tres mulas al convento de Santa Clara y pasa por Bermeo, Vergara, Atallo y el puerto de Azpíroz, hasta llegar el 3 de diciembre a Pamplona, su antigua sede episcopal, donde es acogido por su cuñado el rey de Navarra, Juan de Albret.

César se pone al servicio de su cuñado el rey Juan de Albret, quien lo nombra condestable y generalísimo o capitán de los ejércitos de Navarra.

César murió durante una emboscada a traición, en Viana, el 12 de marzo de 1507. Su cadáver fue encontrado al pie de La Barranca Salada. Fue enterrado en laIglesia de Santa María, en Viana.

Este sepulcro permaneció poco tiempo en la iglesia de Santa María, ya que a mediados del siglo XVI, un obispo de Calahorra, a cuya diócesis pertenecía la parroquia de Viana, consideró un sacrilegio la permanencia de los restos de este personaje en lugar sagrado. Mandó sacarlos y enterrarlos frente a la iglesia en plena Rúa Mayor, «para que en pago de sus culpas le pisotearan los hombres y las bestias». El resultado final fue la destrucción del mausoleo. En 1884 se localizaron lo que se suponen sus restos en la Rua de Santa María o Calle Mayor, a los pies de la escalinata frente a la entrada principal de la iglesia, y se dejaron en el mismo lugar.
En 1945 se vuelven a exhumar los restos, se analizan y después se depositan en 1953 a los pies de la portada de la iglesia, en el exterior pero dentro del recinto de ésta, bajo una lápida de mármol blanco que reza así: «César Borgia generalísimo de los ejércitos de Navarra y pontificios muerto en campos de Viana el XI de Marzo de MDVII».
Con motivo del 500º aniversario de su muerte, el arzobispo de Pamplona autorizó el traslado de sus restos al interior de la iglesia.

El 10 de mayo de 1499 César Borgia se casó con Carlota de Albret, hermana del rey consorte de Navarra, Juan III de Albret. De este matrimonio nació una niña a la que César nunca conocería:
Luisa Borgia, duquesa de Valentinois, dama de Chalus, duquesa de Borgia (1500–1553). Casada con Louis II de la Trémoille, gobernador de Borgoña y en segundas nupcias con Felipe de Borbón, señor de Busset.
César fue también padre de al menos tres hijos ilegítimos:
Girolamo Borgia que se casó con Isabella, condesa de Carpi;
Lucrezia Borgia (m. 1573), abadesa de San Bernardino de Ferrara.
Giovanni Borgia, o Juan Borgia, llamado el «infante romano», supuestamente hijo de su relación incestuosa con su hermana Lucrezia